• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Gobierno venezolano rechazó criminalización y persecución política y judicial contra Bonafini.

Gobierno venezolano rechazó criminalización y persecución política y judicial contra Bonafini. | Foto: Página 12

Publicado 5 agosto 2016

En un comunicado de la Cancillería denunció que persecución contra la líder es una "ofrenda" del presidente argentino Mauricio Macri "a sus amos imperiales".

El Gobierno de Venezuela manifestó su solidaridad con Hebe de Bonafini, presidenta de la asociación Madres de Plaza de Mayo, tras la orden arbitraria de detención que fue emitida en su contra por un juez argentino. 

A través de un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores, el país de la revolución bolivariana rechazó categóricamente la criminalización y persecución política y judicial contra los movimientos sociales de Argentina. 

>> Juez argentino ordena detención de Hebe de Bonafini

Asimismo, Venezuela ratificó su solidaridad y acompañamiento en "esta hora oscura y fascista que procura lo imposible: doblegar la rebeldía de un pueblo". 

El dato: Madres de la Plaza de Mayo es un grupo de mujeres que buscan a los niños desaparecidos durante la directadura militar de Jorge Videla. 

"El Gobierno siente como suyos los atropellos contra la líder Hebe de Bonafini, Madre Nuestroamericana, que sufrió en lo más profundo de su alma la desaparición de sus hijos durante la dictadura fascista y hoy es nuevamente víctima de los intolerantes extremistas que insisten en arrebatarle su libertad", precisa el texto. 

El documento denuncia además que la persecución contra la líder ocurre en el marco de la visita del Secretario de Estado de los Estados Unidos, John Kerry, a Argentina, "como una ofrenda que brinda el presidente Mauricio Macri a sus amos imperiales".

>> Juez posterga orden de detención contra Hebe de Bonafini

En contexto 

 El juez argentino Marcelo Martínez de Giorgi ordenó este jueves la detención de la presidenta de la organización de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, por no haberse presentado a declarar tras la "acusación" hecha en su contra por supuestos desvíos de fondos pertenecientes al Estado por el programa de viviendas "Sueños Compartidos".
Las órdenes libradas por el juez fueron dos: la primera fue de “allanamiento y detención” y la segunda, a pedido de la policía, fue solo de “detención”.
Sin embargo, la masiva movilización que acompañó a las Madres en su tradicional ronda de los jueves y luego hasta la sede de la Asociación, obligó al juez a desistir de su intención.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.