• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La votación simbólica transcurre con normalidad. (Foto: EFE)

La votación simbólica transcurre con normalidad. (Foto: EFE) | Foto: EFE

Publicado 9 noviembre 2014

El proceso se efectúa con normalidad y con una amplia participación, pese a que hay muy pocos centros de votación.

La izquierda catalana valora como positiva la consulta independentista que se realiza este domingo en esa región del norte de España.

La diputada regional por Izquierda Unida-Iniciativa por Cataluña Verdes (IU-ICV), Lorena Vicioso, declaró a Prensa Latina que la jornada “es una muestra de la participación activa de los catalanes”.

“Después de diversos intentos para reclamar una consulta, nos hemos visto obligados desde la ciudadanía a organizarla”, señaló Vicioso y resaltó que el proceso se lleva a cabo de forma tranquila, animada y respetuosa.

“Consideramos positivo que la gente salga, que una mayoría pueda expresar lo que consideren en un sentido u otro. Hay que valorar esas ganas de participación”, enfatizó la diputada.

La consulta, que inició a tempranas horas de este domingo, es simbólica, es decir, no tiene carácter legal porque el Tribunal Constitucional de España suspendió un referendo que se había planteado al principio.

“¿Quiere que Cataluña sea un Estado?” y, en caso afirmativo, “¿Quiere que sea Estado independiente?”, son las dos preguntas que los catalanes deberán responder en la consulta.

Por su parte, los partidos de centroderecha y ultraderecha catalana denunciaron este domingo a los organizadores del proceso y solicitaron identificar a los voluntarios en las mesas de votación. Pese a ello, el proceso inició en calma y con una amplia participación en las primeras horas de la mañana.

Este sábado, el jefe del gobierno  de España, el conservador Mariano Rajoy, intentó amedrentar nuevamente las intenciones independentistas del pueblo catalán y afirmó que “a España nadie la dividirá”.

Los partidos y grupos defensores del derecho a decidir llamaron a una participación masiva en un intento de otorgarle mayor peso político a un acto sin validez jurídica, pero que según los analistas tendrá fuerte influencia en el futuro de Cataluña y el país.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.