• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El jefe de Estado propone tomar "un enfoque nuevo y transformador que añada ímpetu" en el tema de la globalización moderna,

El jefe de Estado propone tomar "un enfoque nuevo y transformador que añada ímpetu" en el tema de la globalización moderna, | Foto: UN

Publicado 23 septiembre 2016

El jefe de Estado caribeño instó a la ONU a que el sueño de un mundo equitativo no siga postergándose.

El primer ministro de San Vicente y las Granadinas, Ralph Gonsalves, indicó este viernes en marco de la 71° Sesión de la Asamblea General de la ONU que la globalización moderna es desequilibrada e insostenible, "es un sistema roto" que requiere una transformación.

El líder antillano aseguró: "Nos han hablado de una prosperidad que va a llegar a los de abajo, pero hay ahora problemas como la inundación que podría provocar el aumento del nivel del mar e inundar así a los pequeños Estados insulares en desarrollo".

Instó a que este 2016 se debe enfrentar la brecha entre las expectativas idealistas y las realidades profundamente erradas.

>> Ralph Gonsalves: El terrorismo y el cambio climático harán del mundo un lugar inhabitable

Al mismo tiempo subrayó que los beneficios de la globalización moderna lo reciben muy poco, pero las cargas son exorbitantes para muchos por ello propone tomar "un enfoque nuevo y transformador que añada ímpetu".

El jefe de Estado señaló que "es cada vez más visible que nuestra arquitectura mundial tiene desigualdades que amenazan las paces de este experimento internacional de 72 años", en referencia a la desigualdad existente en temas de acceso de oportunidades, distribución de cargas y las ventajas mundiales.

El líder del país isleño indicó que a pesar de las fuertes  y poderosas voces de la organización "la desigualdades que señalan resultan irresolubles, las voces de la periferia por fuertes que sean no logran que el sistema fallido salga de su apatía de la afluencia", lamento que a pesar de muchas crisis mundiales que están a su criterio arraigadas a las desigualdades, "no ha habido sentido común colectivo".

>> ONU condena la violencia racial de la policía en Estados Unidos

Por otra parte, destacó que su nación lanzó este 2016 un fondo financiero de "hambre cero para que ningún ciudadano se acueste con hambre de acá al 2020". El primer ministro espera recibir el apoyo generoso de sus asociados y que este plan se convierte en una práctica óptima que pueda ser adoptada y adaptada en otras pequeñas islas.

Recordó que en la AOD la mayoría de los países desarrollados no ha logrado aportar el 0.7 por ciento del ingreso nacional bruto que se acordó en el consenso de Monterey en el 2002.

El primer ministro recordó a los líderes progresistas que "se atrevieron a soñar en alternativas y se les está castigando por su impertinencia, desde el embargo contra la noble Cuba hasta la zozobra que se azota sobre Venezuela, hasta el golpe de Estado en Brasil".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.