• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El flamante candidato es un veterano de la guerra de Afganistán de 37 años, hijo de inmigrantes, y con un perfil progresista.

El flamante candidato es un veterano de la guerra de Afganistán de 37 años, hijo de inmigrantes, y con un perfil progresista. | Foto: AP

Publicado 14 abril 2019

El joven alcalde demócrata reivindica la necesidad de un cambio generacional para competir contra el presidente Donald Trump.

El alcalde demócrata de la ciudad de South Bend, en el estado de Indiana (medio oeste) de Estados Unidos (EE.UU.) Pete Buttigieg, lanzó oficialmente este domingo su carrera por la candidatura presidencial de cara a las elecciones del año que viene.

LEA TAMBIÉN: 

Sanders inicia campaña para las elecciones de 2020

Ante más de 6.000 seguidores, el alcalde reivindicó la necesidad de un cambio generacional para competir contra el actual mandatario Donald Trump, que buscará su reelección para permanecer por otro periodo en la Casa Blanca.

"El momento que vivimos exige voces esperanzadoras y audaces de comunidades como la nuestra. Y sí, exige una nueva generación de liderazgo", dijo durante su discurso, donde también pidió creer en "una nueva primavera estadounidense".

En los últimos meses, la figura de Buttigieg ha crecido a nivel nacional con frecuentes apariciones en programas de noticias y entrevistas de la televisión estadounidense, acompañadas de una importante presencia en las redes sociales.

Algunos sondeos recientes lo ubican apenas detrás de sus experimentados correligionarios Bernie Sanders, senador del estado Vermont, y del exvicepresidente Joe Biden, quien aún no ha confirmado su postulación.

En solo tres meses la campaña de Buttigieg ha recaudado más de 7 millones de dólares, menos que los 18 millones de Sanders pero más que las senadoras Elizabeth Warren de Massachusetts, Amy Klobuchar de Minnesota y Cory Booker de Nueva Jersey, precandidatas dispuestas a participar de la interna del Partido Demócrata.

El flamante candidato es un veterano de la guerra de Afganistán de 37 años, hijo de inmigrantes, y con un perfil progresista. Si ganara la presidencia de EE.UU. sería el mandatario más joven de la historia y el primero en declararse abiertamente homosexual.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.