• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Messi sumó 600 goles con la camiseta azulgrana en una noche de ensueño para la hinchada culé.

Messi sumó 600 goles con la camiseta azulgrana en una noche de ensueño para la hinchada culé. | Foto: Reuters

Publicado 1 mayo 2019

Messi comandó las operaciones y sus arrancadas fueron oro de inicio en una noche vibrante en el Camp Nou. Después de ganar La Liga, los de Valverde ya tocan una nueva final. 

Con un Messi brillante, el Barcelona venció al Liverpool en la semifinal de ida de la Liga de Campeones, este miércoles, en el Camp Nou. Los azulgranas golearon 3-0 a los ingleses con doblete del argentino y gol de Suárez.

LEA TAMBIÉN:
Iker Casillas está fuera de peligro tras sufrir un infarto

El equipo español llegará a Anfield en una situación muy cómoda. En esta ocasión, Valverde introdujo un matiz relevante al dejar en el banquillo a Arthur para situar a Arturo Vidal. Es decir, piernas en sacrificio de una apuesta por mayor control del juego. Por su parte, Klopp acentuó su propuesta por la intensidad con la colocación de Wiljnadum como delantero centro para que fuera el primero en presionar, en detrimento del renqueante Firmino.

El Barça, que acaba de ganar La Liga, sabía que debía dar un paso al frente. Y sin sorpresas, Messi comandó las operaciones y sus arrancadas fueron oro de inicio en una noche vibrante en el Camp Nou. El argentino forzó unas manos de Matip, claras, pero que tanto el árbitro como el VAR consideraron involuntarias. Coutinho, por su parte, leía bien los espacios por su perfil y probó dos disparos que animaron al estadio culé. En el minuto 26, Coutinho abrió el espacio, Alba entró por la izquierda y su pase milimétrico fue rematado por Luis Suárez al primer toque a la red.

Messi selló una noche de ensueño para su hinchada con dos dianas (min.75 y 82). Gracias a Sergi Roberto que peleó una pelota, Suárez la mandó al larguero y número 10, la empujó a la red. Así encontró el segundo remate que aniquiló a los ingleses. Además, sumó 600 goles con la camiseta del equipo catalán.

Los “reds” hicieron un partido discreto, que pudo tener un desenlace peor. Después de la primera media hora, un remate alto de Mané tras un pase filtrado de Henderson y un disparo desviado de Milner desde la frontal, fueron las únicas oportunidades de los visitantes.

Con firmas sudamericanas, el Barcelona aseguró este miércoles su pase a la gran final en el Wanda Metropolitano. Probablemente, se encuentre con el Ájax, que el pasado martes venció 0-1 al Tottenham, convirtiéndose en la sorpresa de esta edición de UCL.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.