• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
En menos de dos horas, Snowden contaba con más de 350.000 seguidores.

En menos de dos horas, Snowden contaba con más de 350.000 seguidores. | Foto: Archivo

Publicado 30 septiembre 2015

El exempleado de la CIA y de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos (NSA), se burló de esta última organización en su cuenta de Twitter  

El excontratista de los servicios secretos estadounidenses Edward Snowden se unió a la red social Twitter y causó polémica con sus primeras acciones en la red, al seguir -hasta el momento- la cuenta de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos (NSA) y publicar un tuit: "¿Ahora me escuchan?" (Can you hear me now?).

Lea aquí→ NSA interviene casi todas las comunicaciones en América Latina

Snowden, quien fue empleado de la NSA y de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), se burló de la NSA en otro tuit: "Mientras tanto, miles de personas en Fort Meade acaban de abrir Twitter".

Fort Meade es una instalación del Ejército de Estados Unidos donde se encuentra la agencia de servicio secreto.

Pulse aquí→ Snowden llama a reflexión sobre espionaje estadounidense

El experto tecnológico que reveló los programas de vigilancia masiva de la seguridad estadounidense se encuentra refugiado en Rusia. 

Su cuenta en la red social fue verificada por Twitter como verdadera. La misma abrió el pasado martes y en ese momento consiguió 200 mil seguidores una hora después de publicar su primer mensaje y, seis horas después, la cifra se había triplicado hasta llegar a 630 mil.

Contexto
Snowden se hizo conocido a nivel internacional tras una serie de revelaciones sobre el espionaje de la NSA. Por esas filtraciones sobre la vigilancia de Washington contra su propio pueblo fue tachado de 'traidor' en EE.UU.
En 2014, el secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, calificó a Snowden de "traidor y cobarde" por no dar la cara ante la justicia de su país. 
Las revelaciones del excontratista dieron a conocer, además, el espionaje norteamericano a naciones como México y Brasil, e incluso a Gobiernos de países aliados como Alemania. 

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.