• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El documento indica que Venezuela no está dentro de los 37 países en el mundo con crisis alimenticia, y responsabiliza de la situación social en el país a la injerencia económica y mediática.

El documento indica que Venezuela no está dentro de los 37 países en el mundo con crisis alimenticia, y responsabiliza de la situación social en el país a la injerencia económica y mediática. | Foto: AVN

Publicado 10 septiembre 2018

En el extenso informe de la ACNUDH se comparan las sanciones y el bloque contra la nación suramericana con los asedios a las ciudades en la Época Medieval. 

La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH) de la ONU publicó un extenso informe sobre la situación en Venezuela, asegurando que sus problemáticas responden, en gran medida, a la guerra económica y al bloqueo financiero contra el Gobierno de Nicolás Maduro.

Asimismo, el documento compara las sanciones y bloqueos económicos modernos contra la nación, "con los asedios medievales de las ciudades, que se llevaban a cabo con la intención de obligarlos a rendirse", señala.

El texto es categórico en apuntar que en Venezuela no hay crisis humanitaria ni crisis alimenticia.

Informe de la ONU sobre Venezuela

 

El documento, publicado el pasado 30 de agosto, fue elaborado por el experto independiente enviado por la ONUAlfred-Maurice de Zayas, en el marco de la "promoción de un orden internacional democrático y equitativo", luego de una visita realizada al país suramericano entre el 26 de noviembre y el 9 de diciembre de 2017.

 

El objetivo de la misión era examinar el modelo social y económico de Venezuela, y formular propuestas para contribuir con la situación de los derechos humanos, las tensiones económicas y políticas, generadas por la hiperinflación, escasez de alimentos y medicinas, y emigración masiva, dice el informe.

Zayas, señala en el texto que su tarea consistió en evaluar objetivamente la situación, con miras a ayudar a todos los pueblos interesados, limitándose a su rol de escuchar y reuniéndose con todas las partes, mencionando -entre otras- a políticos de oposición y del Gobierno, representantes de la Cámara de Comercio, Fedecámeras; organizaciones gubernamentales y de oposición, ONG's, personeros de la iglesia, estudiantes, académicos, docentes, diplomáticos. Asimismo, con familiares de detenidos opositores, y con familiares víctimas de las protestas violentas de oposición. 

>> Venezuela condena plan intervencionista y responde a EE.UU.: La Revolución Popular se hace respetar

Guerra económica y bloqueo

 

El experto apuntó en su informe que "en los últimos sesenta años, se han librado guerras económicas no convencionales contra Cuba, Chile, Nicaragua, la República Árabe Siria y la República Bolivariana de Venezuela para hacer que sus economías fracasen, facilitar el cambio de régimen e imponer un enfoque socioeconómico neoliberal con el fin de desacreditar a los gobiernos seleccionados".

En el caso venezolano, Zayas aseveró que "los efectos de las sanciones impuestas por los Presidentes Obama y Trump y las medidas unilaterales de Canadá y la Unión Europea han agravado directa e indirectamente la escasez de medicamentos", indicando que "las sanciones económicas han causado demoras en la distribución (de alimentos, medicinas y artículos de primera necesidad) y han contribuido a muchas muertes", medidas que señaló como crímenes de lesa humanidad. "Las sanciones económicas matan", dijo.

>> Venezuela denuncia cinismo de quienes ejercen bloqueo y ofrecen "ayuda humanitaria"

El experto recordó que "las sanciones económicas que afectan a poblaciones inocentes contravienen el espíritu y la letra de la Carta de las Naciones Unidas", por lo que sugirió una investigación apropiada en torno a la injerencia internacional en Venezuela.

Foto: VolszNeias

 

Asimismo, Zayas mencionó cuando en 2017, el Gobierno de Nicolás Maduro solicitó asistencia médica al Fondo Mundial de Lucha contra el SIDA, la Tuberculosis y la Malaria, la que fue rechazada bajo el argumento de que Venezuela "sigue siendo un país de altos ingresos".

El experto aseguró que entre los factores que afectan a Venezuela, se deben considerar:

- La dependencia de la venta de petróleo y el efecto devastador de la fuerte caída de los precios de este.

- El efecto acumulativo de 19 años de guerra económica llevada a cabo contra los Gobiernos socialistas de Chávez y Maduro, las que comparó con las medidas adoptadas entre 1970 y 1973 contra Salvador Allende en Chile, y en la década de 1980 contra Daniel Ortega en Nicaragua.

- El bloqueo financiero, comparable al que afecta a Cuba desde 1960.

- Los efectos de las sanciones económicas impuestas desde 2015 por Estados Unidos (EE.UU.) y Europa contra Venezuela, que "han agravado enormemente la escasez de alimentos y medicinas, han causado serias demoras en la distribución y han desencadenado el fenómeno de la emigración masiva a los países vecinos", afirma el documento.

 

Falsa crisis humanitaria 

 

El enviado es categórico en señalar que lo que sucede en Venezuela es "una crisis económica que no se puede comparar con las crisis humanitarias en Gaza, Yemen, Libia, la República Árabe Siria, Iraq, Haití, Malí, la República Centroafricana, Sudán del Sur, Somalia o Myanmar, entre otros".

Para el caso, recordó que la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), emitió dos recientes informes -en diciembre de 2017 y en marzo de 2018- indicando que Venezuela no está dentro de los 37 países que en el mundo que actualmente viven crisis alimentarias.

>> Otorgan atención a más de 600 migrantes ecuatorianos en Venezuela

Noticias falsas sobre Venezuela

 

El diplomático comparó las sanciones y bloqueos económicos modernos, "con los asedios medievales de las ciudades, con la intención de obligarlos a rendirse".

Para ello, aseguró que estas sanciones van acompañadas de la manipulación de la opinión pública a través de 'noticias falsas', relaciones públicas agresivas y una retórica pseudohumana.

Asimismo, mostró su preocupación por la desinformación internacional que existe en torno al país, la que describe como "una inquietante campaña mediática (que) busca forzar a los observadores a una visión preconcebida de que hay una 'crisis humanitaria' en la República Bolivariana de Venezuela".

"Un experto independiente debe ser cauteloso con la hipérbole, teniendo en cuenta que la 'crisis humanitaria' puede ser mal utilizado como pretexto para la intervención militar", aseguró el enviado de la ONU.

 

Conclusiones y soluciones

 

Zayas aseveró en el documento, citando a la Carta de las Naciones Unidas, que:

- Los principios de no intervención y no injerencia en los asuntos internos de los Estados soberanos pertenecen al derecho internacional consuetudinario.

- Ningún Estado puede utilizar o alentar el uso de medidas económicas, políticas o de otro tipo para coaccionar a otro Estado a fin de obtener de es la subordinación del ejercicio de sus derechos soberanos. 

- Ningún Estado o grupo de Estados tiene derecho a intervenir, directa o indirectamente, por cualquier motivo, en los asuntos internos o externos de cualquier otro estado.

- Se prohíbe la intervención de las Fuerza Armadas y de cualquier otra forma de interferencia o intento de amenaza contra la personalidad del Estado o contra sus elementos políticos, económicos y culturales.

>> Suecia solidaria con Venezuela ante guerra económica

Para el experto, la solución a la situación venezolana "radica en las negociaciones de buena fe entre el Gobierno y la oposición, el fin de la guerra económica y el levantamiento de las sanciones". 

Para ello, pidió retomar los diálogos entre el Gobierno de Nicolás Maduro y la oposición; reuniones convocadas constantemente por el ejecutivo, pero que han recibido la negativa de la contraparte.

Al respecto, destacó la labor llevada a cabo en la materia por parte del expresidente español, José Luis Rodríguez Zapatero -con apoyo del Vaticano-, como mediador de las partes en Venezuela.

>> Cronología: El camino del diálogo en Venezuela

Zayas recomendó al Gobierno "continuar los esfuerzos de diálogo con los partidos de oposición, reactivar las negociaciones organizadas en República Dominicana (...) y promover la reconciliación nacional liberando a los detenidos y otorgando conmutaciones de sentencia" como también, conminando a "otros titulares de mandatos de procedimientos especiales a visitar el país, además de los relatores que ya han sido invitados."

Por otra parte, llamó a los países del mundo a prestar ayuda: "La solidaridad internacional con el pueblo venezolano debería facilitar el libre flujo de alimentos y medicinas para aliviar la escasez actual. La ayuda debe ser genuinamente humanitaria y no perseguir propósitos políticos ulteriores", agregando que "los Estados ricos deberían facilitar la asistencia humanitaria en coordinación con organizaciones neutrales" ya que "la prioridad es cómo ayudar efectivamente a los venezolanos respetando la soberanía del Estado ".

Para ello, conminó a la Cruz Roja, a Caritas y a otras organizaciones a recoger su solicitud de coordinar la importación y distribución de ayuda, añadiendo que "los organismos de las Naciones Unidas deberían proporcionar servicios de asesoramiento y asistencia técnica al Gobierno".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.