• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Campamento de personas desplazadas en Al-Jamea, Bagdad, donde residen 97 familias.

Campamento de personas desplazadas en Al-Jamea, Bagdad, donde residen 97 familias. | Foto: Unicef

Publicado 23 mayo 2016

El próximo 23 y 24 de mayo Estambul será la sede de la Cumbre Humanitaria Mundial que tratará las causas del desplazamiento forzado, la seguridad de migrantes y refugiados y el apoyo a los países de acogida.

Según la agencia de noticias  (IPS) uno de cada dos refugiados vive en barrios precarios o informales, en el margen de las ciudades, en barrios hacinados o en áreas propensas a las inundaciones, con problemas de saneamiento y en riesgo de contraer distintas enfermedades en África y Medio Oriente.

El vicesecretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Jan Eliasson, afirmó que más de la mitad de los refugiados vive en centros urbanos y en ciudades precarias con un elevado grado de desigualdad.

Eliasson indicó que día tras día, la cantidad de niños y niñas refugiados que no pueden ir a las escuela se incrementa, así como “ el bienestar de millones de familias por falta de servicios básicos y laborales”.

La situación de los refugiados, solicitantes de asilo y personas desplazadas, así como migrantes, será el tema principal de la primera Cumbre Humanitaria Mundial que se realizará el próximo 23 y 24 de mayo en la ciudad turca de Estambul. 

>> Alemania registra 200 mil refugiados en lo que va de 2016

Ayuda en los refugiados urbanos


El vicesecretario destacó que la mayor parte de la asistencia humanitaria se destina a las personas que residen en campamentos, “pero en general se pasa por alto a los refugiados urbanos”.

Igualmente, señaló que en el 2009 la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) cambió sus políticas y prácticas hacia los refugiados y ahora trabaja en colaboración con las autoridades nacionales, municipales y locales para brindarles protección respetando su estatus.  

Además, precisó que si bien las ciudades pueden tener dificultades para alojar a un gran flujo de migrantes, también se benefician mucho de su presencia y trabajo, pues en muchos países del mundo los inmigrantes suelen asumir tareas y ofrecer servicios como trabajo doméstico y agrícola.

Flujo de refugiados no cesará en un futuro cercano


Eliasson aseguró que los migrantes y refugiados seguirán llegando, y no hay señales de que el flujo vaya a disminuir en breve.

“Debemos respetar e implementar el principio de igualdad de todos los seres humanos”, remarcó.

Aseveró que la comunidad internacional debe prestar atención a los discursos políticos que señalan a los refugiados y migrantes, “hacer todo lo posible para contrarrestar falsas declaraciones negativas”, subrayó.

>> España detiene a 52 migrantes sin atención por posible asilo

Decenas de personas sin hogar


Acnur subrayó que se encuentra en la disyuntiva de priorizar los refugios de emergencia para un máximo número de personas, en detrimento de una inversión en soluciones más duraderas y sostenibles.

Fuera de los campamentos, los refugiados dependen de Acnur para encontrar vivienda y pagar la renta en pueblos y ciudades en decenas de países vecinos en conflictos armados.

Se prevé que esas operaciones tendrán un costo de unos 724 millones de dólares este año. Pero actualmente solo se disponen de 158 millones de dólares, un déficit que amenaza con dejar a millones de hombres, mujeres, niños y niñas sin refugios adecuados y con problemas para reconstruir sus vidas.

Acnur señaló que el sector privado es una fuente cada vez más importante de fondos, concentrando más de ocho por ciento del presupuesto de 2015.

>> Refugiados sirios ocupan trabajos informales en el Líbano


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.