• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El presidente Varela indicó que la saliente gestión no asumió su responsabilidad en el tema. (Foto: Tabasco Hoy)

El presidente Varela indicó que la saliente gestión no asumió su responsabilidad en el tema. (Foto: Tabasco Hoy)

Publicado 3 septiembre 2014

El Gobierno panameño incrementará la tarifa eléctrica el próximo més de enero, lo que supone un sacrificio fiscal de 475 millones de dólares, mientras que la actual crisis eléctrica se mantendrá hasta el 2017. Panamá depende mayormente de las hidroeléctricas, que generan el 60 por ciento de la energía que consume el país de unos 3,4 millones de habitantes.

El presidente de Panamá, Juan Carlos Varela, indicó que su gobierno decidió dejar hasta enero próximo el incremento de la tarifa de energía eléctrica, que debió ser efectivo el pasado mes de julio y se espera que la actual crisis eléctrica se mantenga tres años más.

El presidente Varela culpó a las autoridades ejecutivas salientes por no realizar el ajuste y asumir su responsabilidad, por lo que le tocará a su gestión subir la tarifa, aunque dijo que no tendrá un mayor impacto en los sectores populares.

“Panamá se verá afectada por una crisis energética por lo menos hasta 2017, pues tomará tres años solucionar el problema”, afirmó este miércoles el expresidente de la Asociación Panameña de Ejecutivos de Empresa (Apede), Fernando Aramburú Porras, luego del anuncio del mandatario.

Sin embargo, el ejecutivo empresarial no dio detalles de su pronóstico, aunque coincidió con otros especialistas de que la interconexión con Colombia tardará y ello será un alivio, pero no la solución al déficit de generación en el país.

De su parte, el ministro de Economía y Finanzas, Dulcidio de La Guardia, había dicho previamente que posponer hasta el próximo año el alza representaría un sacrificio fiscal de 475 millones de dólares.

“Es una decisión difícil que no se puede tomar con rapidez porque tendrá impacto en la economía del país”, manifestó el economista Horacio Estribí.

Los encargados del sector aseguran que tratan de definir el ajuste tarifario para que los clientes que consumen entre 0 y 200 KWh estén exentos de aumentos en el costo de la electricidad en el país.

Panamá depende mayormente de las hidroeléctricas, que generan el 60 por ciento de la energía que consume el país de unos 3,4 millones de habitantes. El resto de la energía lo producen las plantas térmicas a base de combustibles.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.