• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La maniobra se realizó en modo automático, de acuerdo con el comunicado de la agencia espacial rusa.

La maniobra se realizó en modo automático, de acuerdo con el comunicado de la agencia espacial rusa. | Foto: federalspace.ru

Publicado 5 julio 2015

El acoplamiento de la nave que transportaba suministros para la Estación Espacial Internacional se realizó como estaba previsto. 

Tras su despegue hace dos días, el carguero Progress M-28M se acopló exitosamente este domingo a la Estación Espacial Internacional (EEI).

La agencia espacial rusa Roscosmos informó que el acoplamiento se realizó con éxito por lo que la nave "ya forma parte de la EEI", luego de despegar el pasado viernes desde el cosmódromo Baikonur, situado en territorio de Kazajistán, a bordo del cohete Soyuz-U.

Lea: Carguero ruso Progress M-28M ya partió a la EEI

El Progress M-28M transportaba 2,5 toneladas de carga, entre combustible, alimentos, agua, equipos científicos y material de mantenimiento, por lo que su acoplamiento exitoso era vital para la tripulación de la estación espacial, después de que los dos anteriores intentos resultaran fallidos.

Entérese: No existe peligro alguno por caída de carguero ruso

Como estaba previsto el carguero se separó del cohete portador y enganchó a las 04.11 GMT al puerto de acoplamiento del módulo Pirs, en una maniobra que realizó en modo automático, de acuerdo con el comunicado de la agencia espacial rusa.

En contexto

La Estación Espacial Internacional (EEI) es un proyecto en el que participan 16 países. La plataforma tiene una masa de cerca de 450 toneladas y orbita a una distancia de entre 335 y 460 kilómetros de la Tierra, con una velocidad de unos 27 mil kilómetros por hora.

Su tripulación está integrada por los rusos Guennadi Padalka y Mijaíl Kornienko y el estadounidense Scott Kelly, por lo que cada año la nación euroasiática envía cargueros con suministros. Esta plataforma tiene tripulantes de manera continuada desde 2000 y su mantenimiento tiene un costo de 100 mil millones de dólares.

Los dos últimos cargueros con suministros enviados a la EEI no completaron sus misiones. El pasado 28 de junio, el cohete portador de la nave de carga estadounidense Dragon estalló poco después de su despegue, mientras que la nave anterior, el Progress M-27M, se perdió en el espacio el pasado 28 de abril por situarse en un órbita no programada y luego se desintegró sobre el Pacífico.

Lea también: Carguero ruso Progress se desintegró sobre el océano Pacífico


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.