• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Con esta experiencia en los JJOO 2016 el deporte boliviano da sus primeros pasos hacia objetivos mayores.

Con esta experiencia en los JJOO 2016 el deporte boliviano da sus primeros pasos hacia objetivos mayores. | Foto: @laradiodelsur

Publicado 21 agosto 2016

Es la primera vez que Bolivia acude a unos Juegos Olímpicos por mérito propio y no como invitados.

La delegación boliviana se despide de los Juegos Olímpicos de Rio 2016 sin títulos, pero con méritos propios en la principal cita deportiva del mundo que finaliza este domingo.

“Poco a poco iremos fortaleciendo el deporte y ya lo estamos haciendo y prueba de ello es que ya no vamos de invitados, sino que llegamos a la cita por méritos propios”, destacó el presidente, Evo Morales.

>> Bolivia dará premios económicos a atletas que ganen medalla en JJ.OO. Río 2016

La delegación del país suramericano está conformada por 12 deportistas que representaron a Bolivia, seis de ellos obtuvieron el boleto a la fiesta deportiva al cumplir las marcas mínimas exigidas por el Comité Olímpico Internacional (COI).

Durante la ceremonia de abanderamiento, el presidente de ese país, Evo Morales Ayma, expresó su respeto y admiración a los atletas; "estamos convencidos de que poco a poco mejoraremos, esta vez no hemos sido invitados, sino vamos con nuestro propio esfuerzo, es un hecho histórico".

“Una cosa es invitado y otra hacer la marca, por eso nuestra felicitación, nuestro respeto a todas y todos”, agregó Morales.

>> Evo celebra participación de Bolivia por méritos propios en Río

La actuación más sobresaliente de los atletas bolivianos en Río 2016 corrió a cargo de la marchista Ángela Castro, la abanderada de la delegación de la nación altiplanica.

Ángela finalizó en el puesto 18 de la prueba de 20 kilómetros con un registro de 1:32.45 horas y de esa manera superó el desempeño histórico de Bolivia, pues nunca representante alguno de este país obtuvo un resultado similar.

EL DATO: Bolivia es el único país de Suramérica que no subió al podio en este evento desde su primera participación en los juegos de Berlín en 1936.

El resto de los competidores bolivianos quedaron en las rondas eliminatorias o en plazas muy alejadas del podio.

Sin duda alguna y con esta experiencia en Brasil, el deporte boliviano da sus primeros pasos hacia objetivos mayores, que le permitirán a la nación poder prepararse para próximos eventos deportivos, donde pondrán a prueba todo su talento.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.