Mostrar:
Autores:
Buscar:

Javier Tolcachier
Javier Tolcachier

Javier Tolcachier es investigador en el Centro Mundial de Estudios Humanistas y columnista de la agencia internacional de noticias con óptica de Paz y No Violencia Pressenza.

45 Notas publicadas

Notas recientes

El avance de las corrientes retrógradas es evidente. Y alcanza, como casi todo en la actualidad, ribetes mundiales.

Con una reunión de cancilleres y vicecancilleres de 29 países de América Latina y el Caribe, México dio este miércoles el puntapié inicial para el relanzamiento de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC). La jornada inaugural se completa con la participación del primer mandatario Andrés Manuel Lopez Obrador, quien asumirá formalmente la presidencia pro témpore del organismo durante el año 2020.

El año transcurrido en América Latina y el Caribe difícilmente habilita un balance sencillo. Balance que por las dinámicas en curso, tampoco permite trazar una ecuación con resultados definitivos.

Entre el 2 y el 4 de Diciembre se desarrolló en Caracas, Venezuela, el I Congreso Internacional de Comunicación. Animados por el lema “¡Ahora hablan los pueblos!”, asistieron al evento cerca de 1700 comunicadores. Junto a 150 invitados internacionales de 37 países, concurrieron desde los distintos estados de Venezuela un gran número de militantes pertenecientes a la estructura comunicacional de base de la Revolución Bolivariana.

La cronología dirá que un 10 de Noviembre de 2019 Evo Morales Ayma, presidente constitucional de Bolivia, renunció a su cargo.

Ganó Evo. Ganó el Proceso de Cambio.  Por una diferencia exigua, luego de totalizado el conteo, el binomio oficialista superó la barrera de los diez puntos porcentuales sobre el segundo, Carlos Mesa. El representante del neoliberalismo fue ex vicepresidente de “Goñi”, Gonzalo Sánchez de Lozada, responsable de la virulenta represión a los movimientos sociales en el Octubre Negro de 2003, desde entonces prófugo en los Estados Unidos. Luego de su precipitada renuncia ocupó el Ejecutivo durante los siguientes veinte meses.

Un fatal error de navegación posibilitó, junto a la codicia y el extremismo católico de la corona española, uno de los mayores genocidios de la historia. La turba de desesperados, ex presidiarios, aventureros y fundamentalistas que invadió en sucesivas oleadas las “Indias”, condenó a la población local a ser diezmada, despojada y esclavizada.

Mucho se ha escrito por estos días acerca de los logros de la economía boliviana durante el gobierno de Evo Morales. Y no es para menos. Entre 2006 y 2018, el PIB de Bolivia creció anualmente 4.9% promedio, encabezando a los países de la región en este rubro desde 2014. Esto significó cuadruplicar el volumen económico del país y pasar de un PIB de algo más de mil dólares per cápita (2005) a 3589 en 2018.

En un nuevo acto de la saga de agresiva conspiración contra la República Bolivariana de Venezuela, Estados Unidos y diez gobiernos satélites de su política exterior desenterraron un anacrónico instrumento de hegemonía continental, el Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR)

Lejos de reclamar venganza por un pasado de hambre, humillación y pobreza, de sangrientas guerras, de invasores e imposiciones coloniales, China difunde hoy, a través de su máximo representante un mensaje de elevada altura moral: la denominada “Comunidad de destino compartido para la Humanidad”.