• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El presidente palestino aseveró que seguirán insistiendo en el diálogo y cumplirán sus compromisos, pero instó a Israel y EE.UU. a hacer lo mismo.

El presidente palestino aseveró que seguirán insistiendo en el diálogo y cumplirán sus compromisos, pero instó a Israel y EE.UU. a hacer lo mismo. | Foto: Reuters

Publicado 27 septiembre 2018



Mahmud Abás instó a la Asamblea General de la ONU a repudiar la Ley del Estado-Nación Judía porque le da carácter legítimo al racismo, como ocurrió en Sudáfrica con el apartheid.

"Los derechos del pueblo palestino no están aquí para ser negociados",  con esta contundente frase el presidente de Palestina, Mahmud Abás, abrió su discurso este jueves en la 73° sesión de la Asamblea General de Naciones Unidas.

El mandatario aseveró que Palestina logrará construir "un Estado independiente con la paz, porque dios está con nosotros y nuestra causa es justa".

"El año pasado vine aquí para exigir libertad independencia y justicia para mi pueblo oprimido (...) estoy aquí una vez más cuando esta ocupación colonial sigue sofocándonos, socavando nuestros esfuerzos para construir las instituciones de nuestro Estado, que esta asamblea general reconoció en 2012", aseveró Abás.

El presidente de Palestina ratificó que la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) es el único representante legítimo del pueblo palestino ante el mundo, cuyos dirigentes del Parlamento fueron renovados este año.

Rechazó que EE.UU. catalogue  a la OLP como una organización terrorista: "durante años hemos reafirmado nuestra disposición para que la administración de EE.UU. creara un comité palestino-americano para que investigara la condición política de la OLP".

"No podrá lograrse la paz con un Estado con fronteras provisorias, nosotros queremos un Estado con fronteras definidas y con derechos", resaltó.

Asimismo, pidió a los países del mundo que aún no han reconocido al Estado de Palestina que lo hagan , puesto esto dará impulso a las negociaciones de paz con Israel.

"¿Por qué se nos trata como un pueblo del que hubiera que deshacerse?, simplemente necesitamos ser considerados humanos, no somos redundantes", dijo el mandatario.

Pide a la ONU rechazar la ley racista del Estado-Nación Judía

Mahmud Abás instó a la Asamblea General de las Naciones Unidas a repudiar la Ley del Estado-Nación Judía, "una ley que llevará a la creación de un Estado racista, de apartheid, lo que invalida la solución vía estatal".

"Instamos a la Asamblea General a que la repudie, la declare nula y sin validez, tal como repudiaron el apartheid de Sudáfrica en el pasado", enfatizó Abás y añadió que incluso miles de judíos y ciudadanos de Israel han rechazado la ley por ser racista.

"Esta ley desestima el derecho a la autodeterminación de Palestina, su historia y patrimonio, y viola los acuerdos trabados con Israel", señaló el mandatario.

Abás apuntó que la Ley del Estado-Nación Judía "da carácter legítimo a la discriminación contra los árabes que son el 20 por ciento de la población en Israel, esta ley les quita el derecho a la ciudadanía". 

Palestina presidirá el Grupo 77 en 2019

"En 2019 el Estado de Palestina presidirá el grupo de los 77", informó el presidente Abás a la Asamblea General de la ONU.

Indicó que mantuvo un encuentro con el presidente de Egipto, Abdel Fattah Al Sisi, quien le anunció la elección de Palestina por parte de 134 delegados del Grupo 77.

Israel viola resoluciones de la ONU con apoyo de EE.UU.

El presidente de Palestina denunció ante la ONU que el Estado de Israel "no ha dado curso a ninguna de las cientos de resoluciones de las Naciones Unidas, 705 resoluciones fueron aprobadas por la ONU desde 1947 y desde 1948 tampoco se han respetado las resoluciones del Consejo de Seguridad".

"¿Hasta cuando Israel va a seguir obrando con impunidad , hasta cuándo va a seguir obrando con el apoyo de quien quiera se los preste?", cuestionó Abás en referencia al apoyo de EE.UU.

El mandatario aseveró que Palestina seguirá participando en todas las iniciativas internacionales para alcanzar una solución política, sin embargo señaló a la Administración de Donald Trump de contradecir los llamados a la paz con sus acciones.

Explicó que el Gobierno de EE.UU. cerró la OLP en Washington, reconoció a Jerusalén como capital de Israel, trasladó su embajada desde Tel Aviv y retiró fondos para la ayuda a refugiados palestinos. "Estas decisiones suponen una amenaza para la causa palestina y una violación del derecho internacional y las Naciones Unidas", enfatizó.

La Asamblea General de la ONU inició el 18 de septiembre, mientras que el debate general sobre asuntos de interés global se realiza del 25 de septiembre al 1 de octubre en la sede de la organización en Nueva York, con más de 130 jefes de Estado y de Gobierno.

>> Verdades llevadas por Venezuela ante la ONU


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.