• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
La reanudación del juicio contra Netanyahu coincide con su campaña rumbo a las elecciones parlamentarias del 23 de marzo, en que aspira a imponerse.

La reanudación del juicio contra Netanyahu coincide con su campaña rumbo a las elecciones parlamentarias del 23 de marzo, en que aspira a imponerse. | Foto: EFE

Publicado 8 febrero 2021


Blogs



Sobre el primer ministro israelí pesan cargos de soborno, abuso de confianza y fraude. Manifestantes exigen su renuncia.

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, se declaró inocente este lunes tras la reanudación del juicio que se le sigue por corrupción, mientras afuera de la Corte decenas de manifestantes exigían su renuncia.

LEA TAMBIÉN: 

Nueva manifestación en Israel para exigir renuncia de Netanyahu

Ante el panel de tres jueces del Tribunal del Distrito de Jerusalén, el jefe de Gobierno suscribió el documento escrito presentado en enero pasado por sus abogados, en el cual estos alegaron que su cliente no es culpable de los cargos de soborno, abuso de confianza y fraude por los cuales se le procesa en tres casos separados.

El premier israelí es señalado por aceptar valiosos regalos de amigos adinerados, así como de ofrecer favores a magnates de los medios a cambio de que brinden una cobertura favorable sobre él y su familia.

Mientras transcurría la sesión, alrededor de 150 personas congregadas en las inmediaciones de la Corte exigían prisión para Netanyahu, a quien califican como “ministro del crimen”.

Según reportes de prensa, los manifestantes también coreaban que no se cansarán hasta que el gobernante renuncie. Este acto de protesta da continuidad a semanas de movilización contra el político de 71 años, organizadas desde que se le acusó formalmente en mayo de 2020.

Además de exigirle que dimita, los miles de ciudadanos que se congregan cada semana le piden cuentas a Netanyahu por el deficiente manejo de la Covid-19 y de la subsiguiente crisis económica que la pandemia desató.

De acuerdo con medios de prensa, el juicio supone un golpe de consideración para el Primer Ministro de Israel, por tratarse del primer político en ese cargo al que se le abre una causa por corrupción.

Adicionalmente, el 23 de marzo se realizarán elecciones parlamentarias y Netanyahu aspira a imponerse en las urnas para prolongar su permanencia al frente del Gabinete.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.