• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Las Abuelas advirtieron que Catalina de Sanctis Ovando, nieta restituida en 2008, recibió amenazas de Hidalgo.

Las Abuelas advirtieron que Catalina de Sanctis Ovando, nieta restituida en 2008, recibió amenazas de Hidalgo. | Foto: EFE

Publicado 9 febrero 2018

El opresor Hidalgo Garzón, condenado octubre de 2014 por su participación en los crímenes de lesa humanidad en el centro clandestino "La Cacha", ha violado dos veces la prisión domiciliaria. 

Abuelas de Plaza de Mayo de Argentina solicitó a la Justicia que se revoque la prisión domiciliaria del represor y apropiador Carlos del Señor Hidalgo Garzón.

Según Abuelas, Hidalgo Garzón violó la prisión domiciliaria dos días después de que le fue concedido el régimen el 10 de enero de 2018. El Programa de Asistencia para Personas Bajo Vigilancia Electrónica detectó dos salidas sin autorización el 12 y el 15 de enero. 

"A raíz de un robo que el represor sufrió el pasado 2 de febrero en el domicilio donde cumple su pena, se pudo constatar que en la denuncia policial el propio condenado declaró que los asaltantes se llevaron de allí 200 mil pesos y dos armas: una escopeta y una pistola", señaló la presidenta de Abuelas de Mayo, Estela de Carlotto.

Carlotto indicó que Garzón, consciente de la prohibición de portar armas, denunció por email el hecho delictivo ante el Tribunal Oral y el Juzgado Federal 1 de La Plata. "Pero nada se dijo sobre la existencia ni del robo de las armas", añadió.

De acuerdo a medios locales, en octubre de 2014,  Garzón fue condenado a prisión perpetua e inhabilitación absoluta por su participación en los crímenes de lesa humanidad en el centro clandestino de detención y tortura "La Cacha", una infraestructura que también se usó para hurtar bebés en la última dictadura militar (1976 -1978) y funcionó en La Plata (Buenos Aires).

Las Abuelas advirtieron además que la situación es aún más grave, ya que si se tiene en cuenta que Catalina de Sanctis Ovando, nieta restituida en 2008 que fue secuestrada por Garzón, denunció durante un juicio que desde su restitución, el exmilitar le enviaba cartas amenazantes a ella y a su pareja.

>> Madres de Plaza de Mayo repudian beneficios a represores


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.