• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La apariencia de mordisco responde a un proceso llamado sublimación.

La apariencia de mordisco responde a un proceso llamado sublimación. | Foto: RT

Publicado 12 marzo 2016

Una imagen de la NASA sobre la superficie del planeta enano, captó el proceso de sublimación, consistente en el paso del hielo de metano del estado sólido al gaseoso.

La Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA) envió a la Tierra una imagen inédita de una zona de la superficie de Plutón, en la que se denota una "mordedura gigante", según informó la agencia espacial estadounidense. 

>>Hallan posible noveno planeta en el sistema solar. 

La imagen fue tomada en el hemisferio occidental del planeta enano, y el aspecto de "mordisco" corresponde a un proceso sin precedentes, denominado "sublimación", que consiste en la transición del hielo de metano desde su estado sólido al gaseoso. 

En la zona rocosa, Piri, de Plutón el hielo rico en metano se sublima en la atmósfera y deja al descubierto una capa de hielo de agua debajo, que le da la apariencia de una mordedura. 

De acuerdo con expertos, la sublimación ocasiona la desaparición del hielo a lo largo de las fronteras de las rocas, lo que aumenta el territorio de la llanura.

En la imagen de la NASA a color se aprecia que las zonas elevadas o azules tienen más hielo que agua, lo que indica que toda la superficie de las coordilleras de Piri se compone de agua helada cubierta con una capa de metano. 

En Contexto

Plutón es un planeta enano del sistema solar,  situado a continuación de la órbita de Neptuno. Su nombre se debe al dios mitológico romano Plutón (Hades según los griegos).

En la Asamblea General de la Unión Astronómica Internacional (UAI), celebrada en Praga, el 24 de agosto de 2006, se creó una nueva categoría llamada plutoide, en la que se incluye a Plutón.

Su gran distancia al Sol y a la Tierra, unida a su reducido tamaño, impide que brille por encima de la magnitud 13,8 en sus mejores momentos (perihelio orbital y oposición), por lo que, solo puede ser apreciado con telescopios a partir de los 200 mm de abertura, fotográficamente o con cámara especial. Incluso, en sus mejores momentos, aparece como astro puntual de aspecto estelar, amarillento, sin rasgos distintivos. 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.