• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La enmienda no volverá a debatirse en el Congreso al menos durante un año.

La enmienda no volverá a debatirse en el Congreso al menos durante un año. | Foto: mre.gov.py

Publicado 25 agosto 2016

El proyecto planteaba la reelección del presidente, del vicepresidente y los gobernadores.

El Senado de Paraguay rechazó este jueves un proyecto de enmienda constitucional para legalizar la reelección del presidente y el vicepresidente del país. Una propuesta impulsada por el Partido Colorado del presidente Horacio Cartes.

La sesión extraordinaria de este jueves, cuando se llevó a cabo la votación nominal, 23 senadores votaron en contra del proyecto, sobre un total de 45, que proponía la enmienda de dos artículos de la Constitución para habilitar la reelección presidencial.

>> Paraguay: 63 % de los ciudadanos apoya reforma constitucional para la reelección

El senador Fernando Silva, del opositor Partido Liberal, expresó que cualquier modificación de la Carta Magna por la vía de la enmienda es inconstitucional.

La senadora Desiré Masi, del también opositor Partido Democrático Progresista, agregó que los cambios en la Constitución paraguaya no deben producirse por la vía de enmienda, sino por la de la reforma, según un comunicado del Senado.

Por otra parte el diputado colorado Oscar Tuma, quien promovía un proyecto de enmienda en la Cámara de Senadores denunció que "se gestó una jugada maestra para eliminar del debate político la reelección presidencial vía enmienda constitucional".

El debate sobre el "rekutu", como se conoce en Paraguay a la reelección, está abierto en el país desde que varios miembros del gubernamental Partido Colorado se pronunciaron a favor de un cambio constitucional para posibilitar la candidatura del actual presidente paraguayo, Horacio Cartes, en las elecciones de 2018.

>> Ratifican en Paraguay candidatura presidencial de Fernando Lugo

La coalición Frente Guasú propone impulsar la candidatura para un segundo mandato del expresidente Fernando Lugo, elegido en 2008 y destituido en 2012 en un juicio parlamentario.

Una vez rechazada la modificación constitucional por la vía de enmienda, que debía culminar con un referendo, queda abierta la posibilidad de introducir cambios a través de una reforma constitucional, que debe convocar a una Convención Nacional Constituyente.

En contexto:

La Constitución paraguaya, promulgada en 1992, prevé un mandato presidencial de cinco años, y establece que ni el presidente ni el vicepresidente "podrán ser reelectos en ningún caso".

La asamblea constituyente de 1992 clausuró toda reelección del presidente o de sus descendientes hasta el cuarto grado de consanguinidad y dos de afinidad.

La anterior carta magna, vigente durante la dictadura de Alfredo Stroessner, admitía la reelección indefinida.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.