• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La hermana de Karwah aseguró que esta "fue estigmatizada" por ser sobreviviente de la letal enfermedad.

La hermana de Karwah aseguró que esta "fue estigmatizada" por ser sobreviviente de la letal enfermedad. | Foto: Time

Publicado 1 marzo 2017

Karwah sufrió convulsiones y fue ingresada al hospital donde las enfermeras no quisieron tocarla por temor a contagiarse del ébola aunque exámenes recientes descartaron la presencia del virus en su sangre. 

La enfermera liberia y sobreviviente del ébola, Salome Karwah, murió debido a complicaciones durante el parto de su cuarto hijo. Su fallecimiento ocurrió la semana pasada en Monrovia, capital de la República de Liberia, en África. 

La asistente de enfermería se convirtió en símbolo de la lucha contra el ébola por salir ilesa del azote de esta mortal enfermedad que mató 11.310 personas en 2014 en África Occidental. Su rostro apareció en la portada de la revista Time por ser considerada como la persona del año en 2014.

La hermana de Karwah aseguró que "ella fue estigmatizada" porque nadie quiso tocar el cuerpo de la enfermera cuando esta fue ingresada nuevamente al hospital tras sufrir severas convulsiones a las pocas horas de abandonar el centro clínico luego de dar a luz. 

El esposo de Karwah, James Harris, aseguró que las enfermeras no quisieron tocarla por miedo a contagiarse con el ébola a pesar de que recientemente a Karwah se le realizaron exámenes que arrojaron resultados negativos ante la presencia del virus en su sangre. 

Harris opinó que las enfermeras no actuaron con rapidez para atender a su esposa porque "ella era una sobreviviente del ébola y seguramente pensaron que aún estaba enferma". 

"Ellas dijeron que era una sobreviviente del ébola", dijo la hermana de Karwah, "no quisieron entrar en contacto con sus fluidos. Tomaron distancia de ella. Nadie quiso ponerle una inyección". 

Liberia es uno de los tres estados de África Occidental devastado por la epidemia de ébola en 2014. Incluso antes de la pandemia y tras 14 años de conflicto, el sistema de sanidad del país se encontraba en crisis. 

El editor de la revista Time de África, Aryn Baker, describió a Salome Karwah como una "mujer extraordinaria" quien retornó al hospital donde trabajaba como una prueba viviente de que luchar contra el ébola es posible. 

Salome Karwah trabajó en el centro de tratamiento Elwa 3, de Médicos sin Fronteras, en Monrovia, para ofrecer su apoyo a los demás enfermos. "Encuentro placer en ayudar a las personas y esto es lo que me ha traído aquí. Mis esfuerzos aquí pueden ayudar a otra gente a sobrevivir", expresó aquella vez.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.