Primera fuerza cristiana iraquí combatirá al Estado Islámico | Noticias | teleSUR
    • Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Los miembros de la brigada cristiana se unieron de forma voluntaria.

Los miembros de la brigada cristiana se unieron de forma voluntaria. | Foto: AFP

Publicado 12 marzo 2015

Una brigada formada por cristianos y que estará bajo el mando de los Peshmerga, kurdos,  se graduó este jueves tras meses de entrenamiento físico y militar. Su propósito es recuperar las áreas invadidas por los extremistas.

La primera brigada cristiana de fuerzas regulares de Irak se graduó este jueves para ayudar a expulsar al autodenominado Estado Islámico (EI) de las ciudades y villas de las que han tomado el control.

La recién creada brigada, llamada "Tigres Guardianes", estará bajo las órdenes de la región autónoma kurda de Irak, cuyos combatientes Peshmerga juegan un papel de liderazgo en la lucha contra el grupo extremista.

Los miembros de la nueva brigada saltaron a través de anillos de fuego y desfilaron frente a funcionarios kurdos y asirios en la ciudad noroccidental de Fishkhabur, cerca de las fronteras con Siria y Turquía.

La mayoría de los integrantes de la brigada cristiana vivían en la llanura de Nínive, una zona entre Mosul (principal bastión del Estado Islámico) y la capital kurda de Erbil, antes de que los extremistas la invadieran hace siete meses.

El comandante de la academia de entrenamiento, Abu Bakr Ismail, indicó que "alrededor de 600 peshmerga de la llanura de Nínive se unieron a este curso, que se enfocó en entrenamiento físico, conferencias militares y ejercicios de tiro".

Asimismo, dijo que todos los participantes se unieron de forma voluntaria y "quieren liberar su territorio del Estado Islámico y protegerlo".

Esta brigada cristiana se formó a partir de los restos de una fuerza asiria creada en 2004 para proteger las iglesias de la región.

EN CONTEXTO

La comunidad cristiana de Irak no había tenido milicias fuertes propias y había adoptado un perfil bajo desde que la violencia sectaria estalló en el país hace una década.

Sin embargo, esto cambió en agosto del año pasado, cuando al menos unos cien mil cristianos tuvieron que huir de sus hogares luego de que el autodenominado Estado Islámico invadiera áreas que estaban controladas por los peshmerga.

Este exilio ha sido descrito como una de los peores desastres que ha afectado a esta minoría cristiana, que es una de las comunidades más antiguas del mundo. ​Los que no huyeron del país mostraron su disposición de tomar las armas.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.