• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
En un manifiesto los protestantes aseguraron que la amenaza de EE.UU. contra Venezuela también afecta a la región latinoamericana.

En un manifiesto los protestantes aseguraron que la amenaza de EE.UU. contra Venezuela también afecta a la región latinoamericana. | Foto: Sputnik Mundo

Publicado 19 abril 2015

La capital española fue el escenario de una concentración donde se denunció el acoso que sufre Venezuela por parte del Gobierno de España. Asimismo, se exigió la derogación de la orden ejecutiva de Barack Obama, que califica al país latinoamericano como una “amenaza” para su seguridad.

Un centenar de personas se concentraron en Madrid, capital de España, para exigir la derogación del decreto ejecutivo injerencista de Estados Unidos (EE.UU.) y demandar al gobierno español más respeto hacia la nación suramericana.

Bajo el lema "Obama, Venezuela no es una amenaza, es una esperanza", los madrileños protestaron frente al Ministerio de Asuntos exteriores y Cooperación como parte de la jornada mundial de solidaridad con Venezuela.

El miembro de la Plataforma Bolivariana de Solidaridad con Venezuela, David Delgado, leyó un manifiesto donde califica la orden ejecutiva de EE.UU. como una amenaza para la paz del pueblo venezolano.

"El decreto Obama atenta contra las intenciones de vivir en paz del pueblo bolivariano. Esta orden es una clara amenaza, ya no sólo para Venezuela, sino para toda la región, ya que resulta más que evidente que la amenaza viene de Estados Unidos, que ya han demostrado sobradamente ser la principal amenaza a la paz mundial", leyó Delgado.

Lea también: Movimientos sociales de Bolivia marchan en apoyo a Venezuela

En el manifiesto también se denunció "el acoso sistemático que sufre Venezuela por parte del Estado español, que se siente con la superioridad moral de elevar iniciativas por los derechos humanos instando a la liberación de golpistas consagrados como Antonio Ledezma, Leopoldo López o Daniel Ceballos, mientras de puertas hacia dentro desata una feroz represión contra su pueblo".

Algunos de los lemas repetidos por los manifestantes durante la concentración fue "España, Venezuela se respeta" y "no son disidentes, son golpistas", en referencia a los políticos detenidos.

El representante de la Plataforma Bolivariana de Solidaridad con Venezuela aseguró que la organización apoya al presidente Nicolás Maduro y rechaza cualquier "intentona golpista que pueda estar inspirada en la cobarde burguesía venezolana, incapaz de vencer a la voluntad popular".

Vea también: Minuto a Minuto: Día mundial de la solidaridad con Venezuela

Más de 160 países han respaldado unánimemente a Venezuela. Organizaciones internacionales como la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América - Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP), el Movimiento de Países No Alineados y el Grupo 77 más China también han hecho lo propio y exigen al mandatario Obama la derogación de la orden ejecutiva.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.