• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Nicaragua se prepara para celebrar el 150 aniversario del poeta.

Nicaragua se prepara para celebrar el 150 aniversario del poeta. | Foto: Efe

Publicado 16 enero 2017

A la par de Darío, los jóvenes honraron la memoria de Leonel Rugama, quien contribuyó a la literatura nicaragüense.

El Movimiento Leonel Rugama (MCLN) conmemoró este domingo la Jornada Cultural de Leonel a Darío, evento que congrega a miles de familias y artistas de Nicaragua, donde se celebrará próximamente 150 años del nacimiento del poeta Rubén Darío.

El joven Ernesto Paredes resaltó las actividades del MCLN para conmemorar la obra de Rubén Darío, que "logró trascender las fronteras y poner el nombre de Nicaragua en alto", cita El 19 Digital.

“Como Movimiento Cultural también estamos conmemorando un paso más a la inmortalidad de Leonel Rugama, quien para nosotros es un héroe, que luchó por los ideales de (Augusto César) Sandino”, sostuvo Paredes.

>> Honran memoria del poeta nicaragüense Rubén Darío en Francia

En la Jornada Cultural hubo bailes folclóricos y música en vivo, en una tarde donde hubo decenas de personas para celebrar la memoria de Darío y Rugama.

En contexto

Félix Rubén García Sarmiento, mejor conocido como Rubén Darío, nació el 18 de enero de 1867, en Metapa, Guatemala, en el seno de una familia de clase baja, cuyos padres lo enviaron a vivir con sus tíos abuelos Bernarda Sarmiento y Félix Ramírez, quienes cuidaron de él como si fuera su propio hijo.

En 1906 participó como secretario de la delegación nicaragüense en la Tercera Conferencia Panamericana que tuvo lugar en Río de Janeiro, y poco después fue nombrado ministro residente en Madrid del Gobierno nicaragüense de José Santos Zelaya hasta febrero de 1909.

>> Publican "Cuaderno de hule" del poeta Rubén Darío

Durante ésta etapa de su vida escribió sus libros más valiosos, tales como: “Cantos de vida y esperanza” (1905), “El canto errante” (1907), “El poema de otoño” (1910) y “El oro de Mallorca” (1913) y también su autobiografía, la cual apareció en la revista “Caras y Caretas”, y llevaba por título “La vida de Rubén Darío escrita por él mismo”.

Con su salud deteriorada debido al alcoholismo y repetidos ataques de ansiedad y alucinaciones, el poeta regresó definitivamente a su natal Nicaragua, donde falleció el 6 de febrero de 1916


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.