• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Gobierno venezolano advierte que derecha busca repetir el golpe de Estado ocurrido en abril de 2002 contra el entonces presidente Hugo Chávez.

Gobierno venezolano advierte que derecha busca repetir el golpe de Estado ocurrido en abril de 2002 contra el entonces presidente Hugo Chávez. | Foto: AVN

Publicado 27 octubre 2016

Mientras el gobierno pide trabajar por el desarrollo del país y aumenta el salario mínimo por cuarta vez en 2016, la oposición llama a paro.

"Las empresas que paralicen sus actividades serán tomadas por los trabajadores", informó este jueves el vicepresidente venezolano, Aristóbulo Istúriz, tras la convocatoria a un paro general hecha por la oposición dirigida entre otros por el presidente de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup.

El Consejo de Ministros número 217 mantuvo una reunión encabezada por Istúriz, para diseñar estrategias ante el llamado a paro y el anuncio del aumento de 40 por ciento del salario mínimo a partir del primero de noviembre.

Istúriz ijo que el próximo viernes se realizará una visita a las instalaciones de empresas para evitar la paralización de sus actividades y se realizará una concentración en las afueras del Palacio de Gobierno.

El titular del Ministerio del Poder Popular del Trabajo, Oswaldo Vera, afirmó que combinarán acciones con Comités de Obreros para evaluar 720 empresas y evitar la paralización de las actividades laborales normales. 

"Los trabajadores se pondrán al frente de la producción para seguir avanzando, por eso el llamado es a acudir a sus centros de trabajo y con más énfasis por el nuevo anuncio salarial integral mínimo", dijo Vera.

En Venezuela la historia busca repetirse

El 11 de abril de 2002 la derecha venezolana representada por la Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción de Venezuela (Fedecamaras) salió a marchar desde el Parque del Este hasta la sede de Petróleos de Venezuela, S.A. (PDVSA) en Chuao, pero dirigentes desviaron a las personas hacia el Palacio de Gobierno en Miraflores, donde estaban concentrados simpatizantes de Hugo Chávez. 

Los enfrentamientos comenzaron cuando ambos bandos se encontraron. El saldo fue de al menos 11 personas muertas. Ante esta situación, Hugo Chávez decidió entregarse como prisionero. El General Lucas Rincón anunció que el presidente elegido democráticamente renunciaba, lo cual era falso.

Políticos de derecha perpetraron el golpe de Estado y nombraron arbitrariamente al presidente de Fedecámaras, Pedro Carmona Estanga, como el nuevo mandatario de Venezuela, quien generó un decreto de disolución de los poderes públicos. 

A pesar de que el Tribunal Supremo Justicia (TSJ) y ONG como Provea calificaron de golpe de Estado la acción, las fuerzas opositoras insistieron en llamar al hecho "vacío de poder".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.