• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El acuerdo contempla la participación política de la mujeres y la comunidad LGBTI.

El acuerdo contempla la participación política de la mujeres y la comunidad LGBTI. | Foto: teleSUR

Publicado 24 julio 2016

El acuerdo garantizará la equidad de género, así como la participación política de las mujeres y la comunidad LGBTI.

El Gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia - Ejército del Pueblo (FARC-EP) firmaron este domingo la incorporación del enfoque de género en los diálogos de paz que se celebran en La Habana, Cuba.

>> Mujeres colombianas: víctimas, combatientes y constructoras de paz

Las delegaciones de ambas partes y los garantes internacionales firmaron el acuerdo que garantizará la equidad de género, al igual que la participación política de la mujeres y la comunidad de lesbianas, gays, bisexuales, transgénero e intersexuales (LGBTI).

El anuncio fue dado por la directora de Derechos Humanos del Ministerio del Interior, María Paulina Riveros, y la comandante de las FARC-EP, Victoria Sandino.

"Si en los acuerdos no se hacía énfasis en la integración activa, libre e igualitaria a partir de las diferencias de las mujeres y otros ciudadanos desde sus identidades sexuales y de género diversa, era muy posible que junto con la semilla de la transformación estuviéramos plantando la de la transformación del y estatus quo y de la inequidad", concluyó la ministra del Interior.

"El reto fue importante y no fue fácil el camino para alcanzarlo. No podía ser que los acuerdos crearan las piezas para una nueva Colombia capaz de empezar a transformarse, pero que mantuviéramos intacto el sistema que ha impedido en gran parte el ensamblaje mismo de cualquier pieza de cambio social en el país", apuntó Riveros.

>> ¿Paz firme y duradera en Colombia?

En este sentido, aclaró que el hecho de que en los acuerdos de paz se incluya un enfoque de género significa que este es un acuerdo en el que todos, hombres y mujeres, incluyendo a aquellos con orientación sexual y género diverso, son considerados como “ciudadanos, como sujetos político, como interlocutores e interlocutoras visibles del diálogo social, como eje de los modelos de desarrollo en condiciones de igualdad”.

El acuerdo con enfoque de género contempla medidas especiales para ampliar los derechos políticos de las mujeres y de la comunidad LGBTI como “un acto de justicia con esa mitad de la población colombiana” en el que se reconoce que:

a- Una sociedad en la que las mujeres participan activamente, es una sociedad más democrática.

b- Es importante el papel que desempeñan las mujeres en la prevención y solución de los conflictos y en la consolidación de la paz, donde su liderazgo y participación en pie de igualdad son necesarios y esenciales.

c- Las graves infracciones al derecho internacional humanitario y las graves violaciones a los derechos humanos son más graves cuando son cometidos en contra de las mujeres y niñas o contra población LGBT.

>> Pasos para el plebiscito por la paz en Colombia

Con la inclusión de este enfoque de género con medidas afirmativas en torno a ocho ejes temáticos, el acuerdo de paz reconoce a las mujeres víctimas como ciudadanas y con ello se busca alejarse "de la idea de que la condición de víctima debe perpetuarse para tenerla (a la mujer) como persona en condición de discapacidad definitiva", agregó Riveros.

>> Presidente Santos: "Plebiscito es un hecho histórico"

Estos ochos ejes son:

1- Acceso y formalización de la propiedad rural en igualdad de condiciones, lo que permitirá que las mujeres rurales tengan condiciones especiales en el Fondo de Tierra de Distribución Gratuita, así como la posibilidad de otorgarles subsidios en compras y créditos de la tierra.

2- Garantía de los derechos económicos, sociales y culturales de las mujeres y personas con identidad sexual diversa del sector rural, con apoyo económico que permita la superación de la pobreza y estímulos en economías locales. Formación profesional para las mujeres, sobre todo en áreas no tradicionales, así como medidas que garanticen el acceso y permanencia de las niñas en el acceso educativo. También la previsión de medidas de salud concreta para las mujeres, niñas y comunidad de género diversa.

3- Promoción de la participación de las mujeres en espacios de representación, toma de decisiones y resolución de conflictos, de manera equilibrada en todas las instancias de decisión creadas en los acuerdos.

4- Medidas de prevención y protección que atiendan los riesgos específicos de las mujeres, que deben materializarse en acciones que eviten la estigmatización por razones del género y la orientación sexual. También prevé la proteccion especializada para mujeres electas popularmente en oposición o para política y liderezas de partidos y movimientos políticos y defensoras de derechos humanos. A nivel individual se ampliará la cobertura, despliegue territorial y mejoramiento de la atención psicosocial para la recuperación emocional de las víctimas de la violencia sexual.

>> La paz imperfecta: la enemiga principal de la extrema derecha

5- Acceso a la verdad, a la justicia y a las garantías de no repetición, con la creación de comisión que evidencie las formas diferenciales en que el conflicto afectó a las mujeres y a que contribuya con tareas especificas de carácter técnico entorno a los hechos más graves de victimización en contra de las mujeres, niñas, niños, adolescentes y la población LGBT.

6- Reconocimiento público, no estigmatización y difusión de la labor realizada por mujeres como sujetas políticas, con la promoción de valores no sexistas y que respecte el derecho de las mujeres a una vida libre de violencia en los contenidos de los medios de comunicación. Así como erradicar la cultura del narcotráficos, el impacto de este y los estereotipos que incitan la violencia de género.

7- Gestión institucional para el fortalecimiento de las organizaciones de mujeres y movimientos LGTBI para su participación política y social, propiciando movimientos conformados por estos grupos con liderazgos visibles que tengan plena interlocución con los poderes públicos. También para fortalecer la participación y capacidades las organizaciones de mujeres campesinas.

8- Sistemas de información desagregados, que la información catastral contenga datos desagregados por sexo, género y etnia para contar con información sobre previos en manos de mujeres, su relación con la tierra y las formas de titulación, así como impulsar proyectos de investigación sobre la realidad de las mujeres entorno al tema de cultivos de uso ilícitos desde un enfoque de género.

>> FARC-EP reitera su disposición a continuar el proceso de paz

En contexto

La subcomisión de género fue instalada el 11 de septiembre del 2014 y estuvo compuesta por mujeres y hombres de cada una de las delegaciones. Se revisó e incluyó el enfoque de género en los puntos del acuerdo 1: “Hacía un Nuevo Campo Colombiano: Reforma Rural Integral”, 2: “Participación Política, Apertura democrática para construir la paz” y 4: “Solución al Problema de las Drogas Ilícitas”, y acompañó la construcción del punto 5: “Víctimas” y los acuerdos alcanzados hasta el día de hoy en el punto 3: “Fin del Conflicto”.

El enfoque de género contó con los aportes de las víctimas que visitaron la Mesa de Conversaciones (de las que el 60 por ciento fueron mujeres), de 18 organizaciones de mujeres y de la comunidad LGTBI, de 10 expertas colombianas en violencia sexual, de expertas internacionales y de las exguerrilleras de varias partes del mundo.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.