• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El portavoz del Ministerio de Exteriores filipino, Charles Joe, aseguró que en el encuentro los mandatarios pudieron “limar asperezas”.

El portavoz del Ministerio de Exteriores filipino, Charles Joe, aseguró que en el encuentro los mandatarios pudieron “limar asperezas”.

Publicado 7 septiembre 2016

El presidente de Barack Obama se reunió este miércoles con su par Rodrigo Duterte, luego de que lo llamara "hijo de puta". 

Los presidentes de Estados Unidos (EE.UU.), Barack Obama, y de Filipinas, Rodrigo Duterter, sostuvieron este miércoles un breve encuentro en Laos en el que pudieron “limar asperezas”, luego de que el mandatario asiático llamó al estadounidense “hijo de puta”.

La reunión se dio en una sala de espera en la que aguardaban el inicio de una cena de gala en el marco de la cumbre de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (Asean).

De acuerdo con el ministro de Relaciones Exteriores filipino, Perfecto Yasay, los mandatarios fueron “los últimos en salir”, un hecho que, a su juicio, demuestra que las relaciones entre esas naciones son “firmes y fuertes”.

"La base de estas relaciones es histórica y ambos líderes se dan cuenta de ello. Y estoy muy feliz de que esto haya sucedido", aseguró Yasay.

Así lo ratificó el propio presidente filipino quien este martes expresó su “profundo aprecio y afinidad” hacia Obama a pesar de haberlo llamado hijo de puta y de asegurar que lo maldeciría si le preguntaba acerca de sus políticas sobre el narcotráfico.

>> Encuentro de Filipinas y EE.UU. suspendido por tensión bilateral

El portavoz del Departamento de Asuntos Exteriores de Filipinas, Carles Joe, detalló que en encuentro entre Obama y Duterte fue de “mutuo acuerdo”, no obstante, se desconoce de qué temas hablaron.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.