• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Las autoridades efectuaron varios allanamientos desde la noche del viernes 5 de febrero.

Las autoridades efectuaron varios allanamientos desde la noche del viernes 5 de febrero. | Foto: El Salvador

Publicado 6 febrero 2016

Los funcionarios, solicitados por España, tienen difusión roja de Interpol.

Después de muchos años empieza a hacerse justicia en el caso de los seis jesuitas asesinados por militares en el Salvador, durante el conflicto armado que vivió ese país centroamericano entre 1980-1992, con el inicio de la búsqueda y captura de los funcionarios involucrados.

El operativo para dar con los 17 militares solicitados por la justicia española comenzó ayer (viernes) en la noche con la participación de funcionarios de la Policía Nacional Civil (PNC) de El Salvador y efectivos de Interpol.

Las primeras capturas registradas fueron las de Guillermo Alfredo Benavides Moreno, Antonio Ramiro Ávalos Vargas, Ángel Pérez Vásquez y Tomás Zarpate Castillo, exmiembros del desaparecido Batallón Atlacatl.

El despliegue de la División Central de Investigaciones (DCI) incluyó allanamientos a las residencias del general Carlos Mauricio Guzmán Aguilar, exdirector de la extinta Policía Nacional (PN), quien no se encontraba en la vivienda. Las autoridades reportaron que se le vio entrar en horas de la mañana pero no se le vio salir.

También fueron allanadas, en la colonia militar Manuel José Arce, las residencias del general Francisco Elena Fuentes y del coronel Joaquín Arnoldo Cerna.

Además, el dispositivo se trasladó hasta la residencia del exministro de Defensa, general Juan Orlando Zepeda. No se ha dado información sobre su captura.

El dato: cinco de los seis jesuitas eran ciudadanos españoles 

El operativo llegó a Jiquilisco y Berlín, Usulután. Se conoció que los militares capturados serán llevados a la DCI. 

La PNC informó a través de su cuenta en twitter que continúa el operativo para la ubicación y detención del resto de las personas solicitadas. 

En contexto: 

La masacre ocurrió el 26 de noviembre de 1989 cuando el Ejército salvadoreño ingresó violentamente en la Universidad Centroamericana (UCA) de El Salvador y asesinó a los jesuitas españoles Ignacio Ellacuría, Segundo Montes, Armando López, Ignacio Martín Baró y Juan Ramón Moreno, así como al jesuita salvadoreño, Joaquín López.
Los efectivos del Batallón Atlácatl,quienes fueron preparados por el ejército estadounidense, también atacaron y asesinaron a Elba Ramos y su hija Celina de 15 años. 
El  juez de la Audiencia Nacional español, Eloy Velasco, reiteró el 5 de enero la orden de detención por delitos de asesinato terrorista y lesa humanidad contra los militares para poder pedir su extradición a España. Entre los solicitados está el excoronel salvadoreño Inocente Orlando Montano,quien cumplía en El Salvador una condena por fraude migratorio, cuya extradición fue solicitada por España a EE.U.U y concedida el 5 de febrero. 

Comentarios
1
Comentarios
Me alegro de que ya los hayan cogido. Creo que todavía faltan los asesinos de las monjas asesinadas por esa época; aunque las monjas eran originarias de EU. Me extraña que EU no diga nada al respecto.
Nota sin comentarios populares.