• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Siria fue víctima de un bombardeo de Estados Unidos bajo la justificación de un ataque químico, que el Gobierno de Al Assad negó.

Siria fue víctima de un bombardeo de Estados Unidos bajo la justificación de un ataque químico, que el Gobierno de Al Assad negó. | Foto: EFE

Publicado 12 abril 2017

El texto sobre el supuesto ataque químico en Siria fue redactado por Estados Unidos, Reino Unido y Francia. Rusia bloqueó el proyecto porque culpa sin pruebas al Gobierno sirio.

El nuevo proyecto de resolución para Siria no fue aprobado por el Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas (ONU), debido al veto de Rusia, uno de los cincos miembros permanentes. Además, China se abstuvo.

La resolución recibió 10 votos a favor, 2 en contra y tres abstenciones. Sin embargo, el veto de uno de los miembros permanentes (China, Francia, Rusia, Reino Unido y Estados Unidos) deja sin efecto el proyecto.

Reino Unido, Francia y Estados Unidos redactaron el texto de la resolución, basado en uno presentado la semana pasada tras el ataque con gas sarín en la localidad siria de Jan Sheijun, que dejó 86 muertos, ocurrido el 4 de abril.

El representante de Siria en la ONU aseguró en su intervención que su país está interesado en determinar quién fue el responsable real del uso de armas químicas en la nación árabe. 

"Mi país se sumó a la convención y cumplió todo lo determinado y, además, logramos muchos avances en el marco de la prohibición de las armas químicas", sostuvo.

Sin pruebas, Estados Unidos culpó inmediatamente al Gobierno de Bashar Al Assad, que negó rotundamente el uso de materiales químicos o tóxicos por parte de su Ejército y responsabilizó del ataque al grupo terrorista autodenominado Estado Islámico (Daesh en árabe).

La ONU inició una investigación sobre el ataque químico, pero no ha determinado quién es el responsable. Aún así, sin pruebas EE.UU. lanzó un ataque con decenas de misiles contra una base aérea en Siria, que ha dejado varios muertos, entre ellos civiles.

En 2013 Siria se adhirió a la Convención para la Prohibición Armas Químicas (OPAQ) tras un acuerdo entre Rusia y Estados Unidos, suscrito por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, para destruir todo el arsenal químico del país árabe. 

Las armas químicas declaradas por Siria fueron destruidas en su totalidad en 2016, así lo informó en ese momento la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) en un comunicado.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.