• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Las últimas ofertas hechas a los sindicatos fue un aumento del 3 por cierto, pero el sector exige llegar a un aumento del 6 por ciento.

Las últimas ofertas hechas a los sindicatos fue un aumento del 3 por cierto, pero el sector exige llegar a un aumento del 6 por ciento. | Foto: EFE

Publicado 27 abril 2016





La actividad de protesta también afecta los servicios de transporte público, salud y recolección de basura.

Este miércoles en seis aeropuertos de Alemania el personal de tierra inició huelgas de advertencia para exigir aumento salarial del seis por ciento. Las actividades convocadas por el sindicato Verdi inician un día antes de que se entable la mesa de negociación en el sector público, como una medida para ejercer presión sobre el Estado y los municipios en la disputa.

Se calcula que por estas acciones unos 900 vuelos fueron cancelados en toda Alemania, el paro además afecta al transporte público, los servicios de salud y la recolección de desechos sólidos. De acuerdo a medios locales, los ciudadanos se han mostrado favorables a la huelga.

>> Protestan contra el TTIP en Alemania ante visita de Obama

Solo en el aeropuerto de Fráncfort, el principal de la nación europea, se han suspendido 392 vuelos, mientras que en el de Colonia, en Bonn, fueron suspendidos 103 de los 276 vuelos previstos.

Por su parte, en la terminal aérea de Dortmund (Düsseldorf) se registran 48 cancelaciones de 590 vuelos pautados. En Hannover fueron anulados 25, mientras que en el aeropuerto de Múnich se suspendieron los controles de seguridad     

En Berlín fueron reportadas unas 100 cancelaciones, a pesar de que el personal de tierra en los aeropuertos de Tegel y de Schönefeld no fueron convocados a huelga.

En el aeródromo de Leipzig, Halle, y en el de Dresde se han registrado 40 anulaciones; mientras que en el de Humburgo, 62.

El presidente del sindicato Verdi espera que esta huelga surta el efecto esperado: agilizar las negociaciones del aumento salarial. EFE

Exigen mayor porcentaje en el aumento salarial

El presidente del sindicato Verdi, Frank Bsirske, defendió las huelgas de advertencia, las cuales tienen el objetivo de agilizar las negociaciones sobre el convenio salarial.

"Espero que llegue el mensaje y que en la tercera ronda (de negociaciones) el jueves y el viernes alcancemos un acuerdo", apuntó.

Bsirske indicó además que con estas acciones los empleados le dan una respuesta concreta a "una pérdida de salario real" para los trabajadores.

>> EE.UU.-UE: acuerdos con reglas secretas

Por su parte el ministro de Interior de Alemania, Thomas de Maizière, calificó de desproporcionada las huelgas de advertencia en los servicios públicos.

"No existe ninguna razón sensata para convocar a una huelga precisamente en aeropuertos importantes y en los hospitales de Berlín. De esta manera, los sindicatos sólo perjudican a terceros", aseguró Maizière en un comunicado.

Para el funcionario esto tiene una visión un "tanto más molesta" debido a que las negociaciones se están llevando a cabo y hasta ahora, la última oferta dada a los sindicatos fue de un aumento salarial del 3 por ciento además de otras concesiones.

"Evítenle las molestias a los ciudadanos y busquen con nosotros soluciones en la mesa de negociaciones", concluyó Maizière.

>> Alemania: autorizan huelga de pilotos de Lufthansa

En contexto
El año pasado en el mes de noviembre, el personal de cabina de la aereolínea Lufthansa participó en la mayor huelga en los 60 años de historia. El paro de siete días reportó pérdidas a la empresa de unos 140 millones de euros, a las que se sumó la pérdida de 130 millones de euros por las protestas de los pilotos.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.