• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
“No negociaremos con EE.UU. porque la negociación no tiene beneficios y conlleva daños", sostuvo el máximo dirigente iraní.

“No negociaremos con EE.UU. porque la negociación no tiene beneficios y conlleva daños", sostuvo el máximo dirigente iraní. | Foto: HispanTV

Publicado 29 mayo 2019

"No negociaremos los valores centrales de la Revolución, ni nuestras capacidades militares", aseveró este miércoles el ayatolá Seyed Alí Jamenei.

El líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Alí Jamenei, sostuvo este miércoles que el país persa no negociará con el Gobierno de Estados Unidos (EE.UU.) sus programas nucleares y de misiles.

LEA TAMBIÉN:

Irán califica de broma propuesta de diálogo de Trump

“No negociaremos con EE.UU. porque la negociación no tiene beneficios y conlleva daños (...) no negociaremos los valores centrales de la Revolución, ni nuestras capacidades militares", aseveró Jamenei durante un encuentro con profesores universitarios en Teherán (capital).

El máximo dirigente iraní además denunció la estrategia injerencista de Washington, que describió como una política de “presión o negociación”. “Los estadounidenses tienen una táctica para lograr sus objetivos, que es la estrategia de la presión, con la que buscan agotar a la contraparte y después usar el ‘diálogo’ como un apéndice de su política de presión”, explicó el ayatolá.

 

Más temprano este miércoles, el presidente de Irán Hassan Rouhani había adoptado una postura más abierta al señalar la posibilidad de conversaciones con EE.UU. previo levantamiento de las sanciones coercitivas impuestas a la economía persa.

“Las puertas no están cerradas” e Irán podría dialogar “cuando ellos levanten las injustas sanciones, cumplan con sus compromisos y retornen a la mesa de las negociaciones, que ellos mismos abandonaron”, dijo Rouhani.

Desde principios del mes de mayo, Washington tiene desplegado en el Golfo Pérsico un grupo de ataque que incluye portaaviones, aviones caza y bombarderos, barcos de asalto anfibio y una batería de defensa antiaérea, en lo que Irán considera una provocación a gran escala.

El rebrote de las tensiones entre Washington y Teherán inició en mayo de 2018 cuando el presidente Donald Trump decidió unilateralmente retirar a EE.UU. del acuerdo nuclear iraní, alcanzado en julio de 2015 con el grupo de países G5 + 1. Desde entonces, ha impuesto sanciones contra la industria petrolera, la banca, y diversos sectores de la economía de Irán.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.