• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Varios analistas coinciden en que las nuevas autoridades electorales no deben responder a los partidos que los eligieron.

Varios analistas coinciden en que las nuevas autoridades electorales no deben responder a los partidos que los eligieron. | Foto: EFE

Publicado 27 marzo 2020



Blogs



La elección a puertas cerradas generó dudas entre varios sectores de la sociedad guatemalteca

Los magistrados recién elegidos en Guatemala para integrar la Corte del Tribunal Supremo Electoral (TSE) tomaron posesión este viernes por seis años, en medio de cuestionamientos.

LEA TAMBIÉN

Corte Constitucional de Guatemala suspende Ley de ONG

Asumen las riendas del TSE Mynor Franco y Ranulfo Rojas, exmagistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ); Gabriel Aguilera, exministro de Trabajo; Blanca Alfaro, excandidata vicepresidencial e Irma Palencia, vinculada con militares en situación de retiro.

Según señalan expertos, ellos tendrán que despejar las dudas que deja la actual magistratura. Además, deben demostrar que no llegan para proteger a las agrupaciones que los eligieron.

Entre otras tareas, les toca resolver los procesos de cancelación de partidos políticos que recién respaldaron su elección. Sin embargo, la sesión en la que fueron designados los magistrados aconteció a puerta cerrada a causa del nuevo coronavirus, según dijo el Congreso.

El recién nombrado magistrado presidente del TSE, Mynor Franco, justifica la suspensión del proceso de cancelación de partidos políticos debido al nuevo coronavirus.

El director de Acción Ciudadana, Edie Cux, catalogó la elección del Legislativo como poco ético al desarrollarse en medio de la crisis del coronavirus. Añadió que es necesario que se mejore la transparencia electoral, al considerar que el TSE “necesita legitimidad y recuperar la confianza”.

Por su parte, Gabriel Medrano, exmagistrado del TSE, considera clave que la institución trabaje alejada de cualquier inclinación política. Mientras, Mario Guerra Roldán, también exmagistrado electoral, señalo que los antecedentes de las últimas magistraturas han dejado en una situación débil a ese órgano, lo que vendría a endurecer las responsabilidades de los nuevos funcionarios.

De los elegidos para el TSE, dos ya formaron parte de la Corte Suprema de Justicia y un tercero fungió como ministro de Trabajo durante el Gobierno de Jimmy Morales

Los nuevos magistrados permanecerán en ese lugar los próximos seis años, periodo en el que tendrán que fiscalizar, respaldar y validar cualquier proceso de elección popular.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.