• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Durante el mandato de Álvaro Uribe Vélez se reportaron alrededor de cinco mil casos de falsos positivos.

Durante el mandato de Álvaro Uribe Vélez se reportaron alrededor de cinco mil casos de falsos positivos. | Foto: EFE

Publicado 21 mayo 2019

Los falsos positivos formaron  parte de la política armada del expresidente Álvaro Uribe Vélez (2002 - 2010) contra los grupos irregulares.

El drama de los falsos positivos volvió a sonar en Colombia, después que el medio estadounidense New York Times publicara un informe en donde se le dio la orden al alto mando oficial del ejército colombiano  de aumentar el número de ataques, capturas, rendiciones y muertes en combate.

LEA TAMBIÉN:

Iván Cepeda: Es hora de que Uribe responda ante la justicia

De acuerdo al  artículo del periodista Nicholas Casey y publicado el sábado, el diario estadounidense señaló, tras revisar órdenes escritas y entrevistar a altos oficiales, que el Gobierno está ejecutando la reedición de los "falsos positivos".

Reedición falsos positivos

Tras la publicación del artículo el comandante de las Fuerzas Militares, general Luis Fernando Navarro, manifestó que en la actualidad no existe riesgo de que en Colombia "civiles inocentes" mueran en operaciones, pues aseguró que si ven "algún riesgo contra la población civil" prefieren cancelar la acción.

"No podemos hacer usos ilimitados de fuerza", subrayó el alto oficial en una rueda de prensa en Bogotá.

Sin embargo el  general Nicacio Martínez Espinel, comandante del ejército colombiano, reconoció haber dado las nuevas órdenes y exigir que los oficiales establezcan objetivos concretos para matar, capturar o forzar la rendición de los grupos criminales.

Martinez Espinel sostuvo que “ había emitido una orden por escrito que instruía a los principales comandantes a doblar los resultados, explicando que había llegado a esa decisión debido a la amenaza que Colombia sigue enfrentando por parte de las organizaciones guerrilleras, paramilitares y criminales".

Asimismo el general reconoció que las órdenes instruyen a los comandantes para que hagan operaciones cuando todavía no están seguros de sus objetivos.

La orden del ejército colombiano expresa: "Hay que lanzar operaciones con un 60-70 por ciento de credibilidad y exactitud". Eso, según los oficiales que hablaron con el medio estadounidense.

No a los falsos positivos

Al conocer la publicación del medio estadounidense el senador colombiano  Iván Cepeda aseguró a la agencia  Efe que lo que reveló The New York Times es grave porque se puede estar volviendo a la seguridad democrática que implementó Uribe en su Gobierno para combatir a los grupos guerrilleros.

"Es evidente que hay una muy seria investigación de uno de los periódicos más influyentes en el planeta que da cuenta de testimonios de oficiales del Ejército colombiano y también de documentos que evidenciarían que el actual Gobierno ha vuelto a transitar el camino de lo que se llamó la política de seguridad democrática, la de las dos Administraciones de Álvaro Uribe", dijo Cepeda.

Los falsos positivos

El fenómeno formó parte de la política armada del expresidente Álvaro Uribe Vélez (2002 - 2010) contra los grupos irregulares en donde las fuerzas militares asesinaron a civiles y los presentaban como subversivos y guerrilleros  abatidos en combate para lograr premios y permisos de sus superiores.

Durante el gobierno uribista se contabilizaron cinco mil casos de falsos positivos, pues en esa etapa la orden era la de abultar los números de bajas en el terreno en el marco de la lucha del Estado contra los grupos insurgentes  y el narcotráfico, por lo que oficiales decidieron "disfrazar" a civiles en toda Colombia de "insurgentes" para justificar las estadísticas.

De acuerdo a los datos de la Fiscalía General de Colombia ha investigado cerca de cinco mil casos de "falsos positivos" que implican a unos 1.500 militares y que fueron cometidos entre 1988 y 2014, de los cuales 2.200 fueron remitidos a la Justicia Especial para la Paz (JEP), que se encarga de juzgar los crímenes cometidos con ocasión del conflicto armado.

Por su parte, la ONU calcula que son unos 4.200 los casos de "falsos positivos" investigados en el país.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.