• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Murillo dijo que Fagioli "jamás estuvo preso, simplemente se le dijo que lo ayudábamos a salir a la frontera o que se fuera en avión para volverse a ir porque no era bienvenido".

Murillo dijo que Fagioli "jamás estuvo preso, simplemente se le dijo que lo ayudábamos a salir a la frontera o que se fuera en avión para volverse a ir porque no era bienvenido". | Foto: @PartidoPSUV

Publicado 17 octubre 2020


Blogs



El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, acusó al legislador argentino de injerencia en asunto internos del país.

El Gobierno de facto de Bolivia declaró al diputado argentino Federico Fagioli persona no grata, luego que trataron de expulsarlo del país suramericano en un altercado que provocó la intervención del Gobierno de Argentina, el Tribunal Supremo Electoral y otras instancias.

LEA TAMBIÉN:

Liberan a legislador argentino tras ser detenido a su llegada a Bolivia

El ministro de Gobierno Arturo Murillo informó este sábado que a pedido del TSE y de la Organización de Estados Americanos (OEA), se ha permitido el ingreso a Bolivia del diputado Fagioli, pese a que el gobierno lo declaró persona no grata por haber tenido actos de injerencia política en asuntos internos del país.

Fagioli, quien participa como veedor de los comicios generales de este domingo 18 de octubre en Bolivia, fue detenido durante 10 horas por las autoridades migratorias en el aeropuerto de El Alto cuando la delegación argentina llegó al país suramericano.

En rueda de prensa, Murillo dijo: “Todos los que veedores que quieran venir a Bolivia son bienvenidos y los recibiremos con los brazos abiertos, sin importar que sean de izquierda o de derecha. Lo único que pedimos es que no hagan injerencia o que vengan a meterse en problemas”.

Murillo aclaró este sábado que no se detuvo al diputado argentino en el Aeropuerto Internacional de El Alto, como habían denunciado diferentes voces nacionales e internacionales el viernes. La autoridad admitió, sin embargo, que se le informó que "no era bienvenido" y que solicitaron que retorne a su país.

"Jamás estuvo preso, simplemente se le dijo que lo ayudábamos a salir a la frontera o que se fuera en avión para volverse a ir porque no era bienvenido. Lo único que pedimos es que no hagan injerencia, que no vengan a meterse en problemas internos", advirtió el ministro.

Fagioli, que junto a Guillermo Snopek, Paula Penacca  y Leonardo Grosso integran la Misión de Observación del Congreso Argentino, a invitación del Senado de Bolivia, participó en la investigación interrnacional independiente sobre las matanzas en Senkata y Sacaba ocurridas tras el golpe de Estado en el año pasado.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.