• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Los ataques de Boko Haram desde 2015 se han cobrado la vida de 20.000 personas.

Los ataques de Boko Haram desde 2015 se han cobrado la vida de 20.000 personas. | Foto: EFE (referencial)

Publicado 16 septiembre 2017

En los últimos tres años, al menos 140 niños han sido usados como bombas humanas en el noreste de Nigeria.

El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef, por su sigla en inglés) instó al grupo extremista Boko Haram a detener el reclutamiento y uso de niños en los ataques suicidas en el noreste de Nigeria.

La organización internacional también exhortó a todas las partes en el conflicto a respetar las leyes internacionales de derechos del niño.

Mohamed Fall, representante de Unicef en el país, hizo el llamamiento después de la firma en Maiduguri, capital del estado de Borno, siguiendo el Plan de Acción contra el reclutamiento de niños entre la organización y la Fuerza Civil de Tarea Conjunta (CJTF, por su sigla en inglés).

“El uso de niños por Boko Haram como una bomba humana es particularmente inquietante y vulnerable”, indicó Fall.

De acuerdo a informes de Unicef, en los últimos tres años al menos 140 niños, en su mayoría niñas, han sido usados como bombas humanas en esa zona del país. 

Fall señaló que el reclutamiento y uso de niños es considerado “un crimen de guerra y un crimen contra la humanidad'.

Los ataques de Boko Haram desde 2015 se han cobrado la vida de 20.000 personas y ha dejado de más de dos millones de desplazados en el noreste de Nigeria.

>> 77 % de niños y jóvenes sufren abusos en ruta del Mediterráneo


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.