• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Las fuerzas especiales de EE.UU. dieron con el paradero del supuesto protagonista del atentado.

Las fuerzas especiales de EE.UU. dieron con el paradero del supuesto protagonista del atentado. | Foto: Reuters

Publicado 30 octubre 2017

En 2012, un grupo de terroristas quemaron el consulado de EE.UU. en Bengasi, en el que fallecieron cuatro funcionarios, entre ellos, el embajador de la nación norteamericana en Libia, Chris Stevens.

El presidente de Estados Unidos (EE.UU.), Donald Trump, anunció este lunes que las fuerzas especiales de esa nación capturaron a Mustafá al Imam, quien está supuestamente relacionado con el ataque contra la misión diplomática estadounidense en Bengasi (noreste de Libia) en 2012.

"Ayer, bajo mis órdenes, las fuerzas estadounidenses capturaron a Mustafa al-Imam en Libia", dijo Trump en un comunicado, cuando la Casa Blanca está sacudida por la acusación formal contra tres responsables de la campaña electoral del mandatario.

El ataque, que provocó la muerte del embajador Chris Stevens y de otros tres funcionarios estadounidenses, fue utilizado por los republicanos para fustigar a la entonces secretaria de Estado Hillary Clinton.

El mandatario estadounidense apuntó que Al Imam "ya enfrenta la justicia en Estados Unidos" a raíz de su alegada participación en los ataques.

El fiscal general estadounidense, Jeff Sessions, confirmó que el sospechoso "enfrentará una corte federal por su rol en ese ataque".

En contexto

El 11 de septiembre de 2012 el ataque a las instalaciones del consulado estadounidense en Bengasi dio lugar a  investigaciones sobre las medidas de seguridad que regían en el lugar para determinar si eran suficientes.

Ese día, un grupo de unos 20 terroristas atacaron y quemaron los edificios del complejo diplomático.

El episodio causó conmoción y se convirtió en una larga lucha política: Los republicanos responsabilizaron a Hillary Clinton por las fallas en la seguridad de la delegación diplomática en Libia.

Fue durante una investigación en el Congreso sobre este ataque que se descubrió que Clinton utilizó un servidor privado de correo electrónico para enviar misivas oficiales.

La revelación dio lugar a otra pesquisa, esta a cargo del Buró Federal de Investigaciones (FBI, por su sigla en inglés), para establecer si Clinton violó la ley federal de EE.UU. al usar un servidor privado de correo electrónico para realizar tareas oficiales, algunas clasificadas.

El atentado, que coincidió con el undécimo aniversario de los atentados de 2001 en EE.UU., se convirtió en una herramienta de Trump para atacar en la campaña electoral en 2016 a su rival demócrata, Hillary Clinton, quien ejercía sus funciones como secretaria en la gestión del entonces presidente Barack Obama (2009-2017) cuando se produjo el ataque en Bengasi.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.