• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Publicado 18 septiembre 2016

EE.UU. rompió la tregua pactada el pasado 9 de septiembre entre Moscú y Washington y bombardeó al Ejército sirio.

El jefe de la Delegación permanente de Siria en la ONU, Bashar Al Ja’afari, instó este domingo a la comunidad internacional presente en la Cumbre MNOAL en Margarita (Venezuela), a denunciar la complicidad de Estados Unidos con grupos terroristas.

Al Ja’afari condenó el bombardeo perpetrado el sábado por las tropas norteamericanas contra posiciones del Ejército sirio causando 62 muertes y lesiones en sus filas.

El grupo terrorista autodenominado Estado Islámico inmediatamente atacó el lugar donde estaban los militares sirios tras el bombardeo de Estados Unidos, "esto comprueba con claridad que existe un vínculo entre las tropas norteamericanas y el Daesh".

>> Rusia exige investigación internacional de ataques aéreos de EE.UU. sobre ejército sirio

Asimismo condenó las acciones hostiles que se llevan a cabo en contra de Siria y reafirmó que el contra-terrorismo que practica Siria no está limitado contra el Daesh sino contra todos los grupos terroristas que reciben el apoyo de Estados Unidos, Qatar, Arabia Saudita y Qatar.

"La única forma de luchar contra el terrorismo es poner en marcha la Carta de Naciones Unidas y dentro de la legitimidad internacional", señaló.

Durante su intervención agradeció el apoyo recibido de Rusia y de la República Islámica de Irán por su contribución a erradicar varios grupos terroristas y restaurar la estabilidad en algunas ciudades del país.

>> Estados Unidos "lamenta" el bombardeo contra el Ejército sirio

"Algunos pretenden realizar alianzas contra el terrorismo pero es un pretexto para organizarlas e imponer un cambio forzoso de Gobierno (...) Hace cinco años, Siria era uno de los países más estables y seguros del mundo árabe pero Estados Unidos y sus aliados impusieron una guerra civil sin precedentes, que ha socavado la democracia noble, evidenciando la fragilidad del Derecho Internacional y la debilidad de Naciones Unidas para resolver el conflicto", explicó.

El diplomático reiteró que Siria ha estado dispuesta desde siempre para recibir contribuciones que lleven a una solución política sin interferencia extranjera ni injerencia en su soberanía.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.