• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
A partir de ahora los guardias de seguridad de la cárcel de Guantánamo pueden revisar la ingle y nalgas de los presos antes y después de las reuniones con sus abogados. (Foto: Archivo)

A partir de ahora los guardias de seguridad de la cárcel de Guantánamo pueden revisar la ingle y nalgas de los presos antes y después de las reuniones con sus abogados. (Foto: Archivo)

Publicado 2 agosto 2014





Tras la anulación del fallo de 2013 del juez del Distrito Royce Lamberth, ordenando suspender las pesquisas invasivas de los reclusos, el juez Thomas Griffith ordenó la reanudación de las pesquisas en la zona de la ingle y las nalgas de los detenidos.

Un tribunal de apelaciones para Washington (capital de Estados Unidos), dictaminó -por unanimidad- que por "medidas de seguridad razonables" revisarían las zonas inguinales de los detenidos en la cárcel de Guantánamo antes y después de reuniones con sus abogados.

El panel de jueces federales defendió la nueva política ya que según ellos promueven "la seguridad de los guardias y los presos mediante la prevención más efectiva del decomiso de medicación y el contrabando de elementos peligrosos".

En la decisión de 14 páginas, el juez Thomas Griffith, anuló un fallo de 2013 del juez del Distrito Royce Lamberth, ordenando suspender las pesquisas invasivas de los reclusos.

"Es una política de mucho tiempo que los detenidos de Guantánamo eran revisados tanto antes como después de cualquier reunión con visitantes. El protocolo estándar en las prisiones militares requiere una búsqueda no invasiva de la zona genital de un prisionero. En el pasado, las búsquedas en Guantánamo partieron de ese elemento del protocolo en un esfuerzo para dar cabida a las sensibilidades religiosas de los detenidos", escribió Griffith.

"Las preocupaciones surgieron porque no revisar el área genital representaba una 'amenaza' para la seguridad. Esas preocupaciones aumentaron con el suicidio de un detenido que tomó una sobredosis de medicamentos que había logrado introducir en su celda y el descubrimiento de rejones, una llave inglesa y otras armas que habían evadido los controles", justificó el juez.

Los procedimientos de búsqueda en Guantánamo, una cárcel abierta en 2002 bajo el mandato de George W. Bush, fueron revisados en mayo de 2013, pero rápidamente quedaron en suspenso por decisión del juez Lamberth.

Ahora los guardias están autorizados a revisar la zona de la ingle y las nalgas a través de la ropa. "En ningún momento la ingle del detenido es expuesta visualmente al guardia", escribió Griffith.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.