• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Dilma Rousseff aseguró que fue un error la alianza con el PMDB y Temer.

Dilma Rousseff aseguró que fue un error la alianza con el PMDB y Temer. | Foto: Reuters

Publicado 29 junio 2016

La mandataria brasileña aseveró que fue un error su alianza con el Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), liderado por Temer.

La mandataria brasileña Dilma Rousseff, separada por 180 días de su cargo, acusó al presidente interino Michel Temer de traición y de usurpar el poder.

En declaraciones a la Rádio Metrópole, admitió que su mayor error fue la alianza con el Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), liderado por Temer, fuerza política que impulsó el impeachment en su contra.

"El error más obvio que cometí fue la alianza con una persona que, explícitamente, frente al país entero, adoptó actitudes de traición y usurpación", dijo.

Rousseff creó una alianza con el partido de Michel Temer para formar Gobierno. El político se desempeñó como vicepresidente de Brasil desde 2011. En la actualidad, el líder del PMDB ocupa, durante 180 días, la presidencia interina mientras la mandataria electa democráticamente afronta un juicio político, sin base jurídica.

Rousseff explicó que no se trata de una "asunto personal" porque Temer no se "representa solamente a sí mismo" sino a "todo un grupo político (el PMDB)", con el cual "fue un error hacer la alianza con este grupo político", reiteró.

Para la mandataria, el PMDB es "la base política" que busca su destitución definitiva para imponer "una pauta absolutamente conservadora" y "acabar con los derechos sociales conquistados por los brasileños".

Varios miembros del Gobierno interino de Michel temer están involucrados en el caso de corrupción de la petrolera estatal Petrobras. Hasta ahora tres de sus ministros han renunciado por estar vinculados al escándalo.

>> Dilma declarada inocente por cargos de maniobras fiscales

Dilma Rousseff está suspendida por la Cámara Alta brasileña mientras se estudia si es somerida a un juicio político por supuestamente haber maquillado los fondos públicos.

Un informe elaborado por técnicos del Senado brasileño señaló el pasado lunes 27 de junio que no existen pruebas de que Rousseff participara en las maniobras fiscales, que supusieron una de las causas que llevaron la apertura del juicio político.

En contexto

En mayo, el Senado de Brasil votó a favor del juicio político contra la presidenta Dilma Rousseff, por lo que fue separada de su cargo por un período de 180 días.

Para que Dilma pierda definitivamente la jefatura del Estado se requeriría el apoyo de 54 de los 81 miembros de la Cámara alta.

Esta maniobra de juicio político es interpretada por los analistas como un golpe de Estado parlamentario contra el Gobierno progresista, y un atentado feroz contra las políticas sociales. 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.