• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El papa estuvo en el Centro Penitenciario Femenino de San Joaquín en Santiago (capital chilena).

El papa estuvo en el Centro Penitenciario Femenino de San Joaquín en Santiago (capital chilena). | Foto: EFE

Publicado 16 enero 2018

Lo más polémica del día fue el perdón ofrecido por el pontífice a las víctimas de abusos sexuales a manos de 80 sacerdotes, clérigos y una monja de esa nación.

Con la visita al santuario del jesuita San Alberto Hurtado, en Santiago de Chile, el papa Francisco culminó este martes su primera jornada de su visita oficial a Chile, donde estará hasta el jueves cuando partirá a Perú.

El sumo pontífice, como es habitual en sus viajes, se reunió con 90 miembros de la Compañía de Jesús, a la que pertenece. Asimismo, saludó y bendijo a los miembros del "Hogar de Cristo", fundado por San Alberto Hurtado, donde son atendidos los más desfavorecidos.

Durante su visita, la última del día, el papa probó las sopaipillas, unas croquetas a base harina de maíz y batata, hechas por la cocinera Sonia Castro, de la parroquia Jesús Obrero, ubicada junto al santuario San Alberto Hurtado.

"El señor bendiga este alimento que fue hecho por ustedes mismos. Bendiga las manos que lo hicieron, las manos que lo reparten y las manos que lo reciben", expresó Francisco tras probar las sopaipillas.

El papa cumplió la agenda pautada para este martes, primero con la visita al Palacio de La Moneda, donde se reunió con las autoridades nacionales de Chile y tuvo un encuentro privado con la presidenta Michelle Bachelet.

En su primer mensaje desde el Palacio de La Moneda, el pontífice mencionó el dolor que siente por el daño irreparable que han causado ministros de la iglesia a los niños en el país. "Me quiero unir a mis hermanos en el episcopado, ya que es justo pedir perdón y apoyar con todas las fuerzas a las víctimas, al mismo tiempo que hemos de empeñarnos para que no se vuelva a repetir", expresó.

Luego, el pontífice ofreció la Santa Misa por la paz y la justicia en el Parque O'Higgins. "¿Quieres las paz? Entonces debes trabajar por la paz y la justicia. Sembrar la paz a golpe de proximidad y vecindad. Salir al encuentro de otro que la está pasando mal", dijo durante la homilía.

Seguidamente, el papa se dirigió al Centro Penitenciario Femenino de San Joaquín en Santiago (capital chilena), donde aseveró que "la sociedad tiene la obligación de reinsertarlas a todas". Dijo que es necesario que este proceso se personalice. "Mirar adelante, generar proceso de reinserción. Ese debe ser el sueño de ustedes", agregó.

Su última parada fue el santuario del jesuita San Alberto Hurtado. Este miércoles, el papa continuará agenda con una misa en el Aeródromo de Maquehue, en Temuque.

>> Agenda del papa en Chile


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.