• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La organización minera denunció que el asesinato del joven Brando Stid Ochoa, de un disparo en el pecho, fue obra de francotiradores.

La organización minera denunció que el asesinato del joven Brando Stid Ochoa, de un disparo en el pecho, fue obra de francotiradores. | Foto: Mesa Minera de Remedios y Segovia

Publicado 17 agosto 2017
teleSUR
Boletines
Recibe nuestros boletines de noticias directamente en tu bandeja de entrada

Los mineros, que han sido reprimidos por las autoridades policiales en varias oportunidades, denunciaron el ingreso de estos efectivos a las viviendas de los barrios en Segovia, así como la colocación de francotiradores en las mismas.

Los mineros de las comunidades colombianas Remedios y Segovia reportaron este miércoles el uso de francotiradores, utilizados por la Policía como medida represiva y que originó el asesinato del joven Brando Stid Ochoa, de 18 años de edad.

Los residentes de la localidad denunciaron la presencia de francotiradores, así como el ingreso de miembros del Escuadrón Móvil Antidisturbios (ESMAD) a las viviendas de los barrios en Segovia, junto a la toma el Colegio Liborio Bataller por parte de efectivos de la policía y el Escuadrón.

De igual forma, la comunidad minera denunció la falta de acciones y acompañamiento por parte de la Defensoría del Pueblo u otras instituciones del Estado a la protesta.

"Es falso lo que dicen las autoridades, como el alcalde de Segovia y la secretaria de gobierno de Antioquia, que los manifestantes estaban dentro del colegio Liborio Bataller, los que se metieron allá fue el ESMAD, se tomaron el colegio, instalándose allí y disparándole a la población", afirmó el vicepresidente de la Mesa Minera, Jaime Gallego.

>> Esmad reprime paro minero en Segovia, Colombia

Sobre las afirmaciones que ha realizado la Policía en relación a que los manifestantes en Segovia han demostrado "alta hostilidad", Gallego aseguró "lo que están es justificando sus acciones, pero nosotros no necesitamos mentirle al pueblo", al tiempo que agregó que en los 27 días que llevan los mineros en paro, la Defensoría del Pueblo solo ha ido tres veces a realizar acompañamiento.

Desde el pasado 21 de julio, mineros de las comunidades de Segovia y Remedios iniciaron un paro indefinido, pero han sido reprimidos por las autoridades en reiteradas oportunidades.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.