• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Macron visitó por tres días el país asiático en los que trató varios proyectos bilaterales.

Macron visitó por tres días el país asiático en los que trató varios proyectos bilaterales. | Foto: EFE

Publicado 10 enero 2018

Durante el último día de visita en China, el presidente Macron aseguró que Francia, Europa y China deben unirse para que los proyectos como las Nuevas Rutas de la Seda den frutos.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, tras culminar su visita en China donde participó en las Nuevas Rutas de la Seda, instó a la Unión Europea (UE) a mostrar más interés en los proyectos de inversión financiera de China y Estados Unidos.

Macron indicó que los Estados miembros de la UE deben defender sus intereses si quieren ser una "auténtica potencia comercial", pero para ello "hay que preguntar a los europeos si creen en Europa y en su soberanía".

>>Macron inicia su visita a China por la Ruta de la Seda

Durante su intervención en el Palacio del Pueblo, Macron aseguró que, para que el proyecto de las Nuevas Rutas de la Seda de frutos, es necesario contar con la unión de "Francia, Europa y China”.

Asimismo, el mandatario francés lamentó que Europa se encuentre "demasiado dividida" ante China y se ofreció a aliarse con la canciller alemana, Angela Merkel, para que, en "los próximos meses", la UE refleje ante el país asiático una posición bilateral provechosa.

>>China se perfila como principal aliado económico de Latinoamérica

Entre uno de los acuerdos establecidos entre Francia y China, fue la aprobación del grupo francés Areva para que construya una fábrica de tratamiento de residuos radioactivos en el país asiático, acuerdo que estaba pautado desde hace diez años pero ahora fue que se materializó.

Los dos países firmaron acuerdos para que el grupo francés Areva construya una fábrica de tratamiento de residuos radioactivos en China. Este proyecto, negociado desde hace diez años, se crearía por un importe de unos diez mil millones de euros.

Otro acuerdo fue el crear una sucursal Centro Pompido de arte contemporáneo en Shanghái.

"Europa apareció demasiado dividida a China. Diálogo francogermano debería permitirnos avanzar juntos".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.