• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
  • El presidente Evo Morales encausó el litigio en La Haya sin pretensiones de abandonar el diálogo con Chile (Foto:Archivo)

    El presidente Evo Morales encausó el litigio en La Haya sin pretensiones de abandonar el diálogo con Chile (Foto:Archivo)

Publicado 18 marzo 2014



El Ejecutivo boliviano insistió en reanudar el diálogo con Chile sobre el reclamo marítimo y temas bilaterales puesto que el litigio en La Haya no afectará sus negociaciones, dijo el vicepresidente Alvaro García.

García resaltó que aunque la mandataria chilena Michelle Bachelet prefirió retomar la agenda de 2006, dejando a un lado el asunto marítimo demandado por Bolivia en 2013 ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya, el Estado reitera el llamado a conversar sobre la salida al mar por la vía diplomática.

A finales del pasado año, La Paz (capital administrativa de Bolivia) encausó el litigio para que Santiago de Chile estableciera una negociación seria respecto de su pedido de una salida al océano Pacífico, que perdió en una guerra a fines del siglo XIX.

"La demanda está muy bien construida, está muy bien redactada y confiamos mucho en que vamos a tener éxito con ella. Entonces eso no se a va a retirar y, paralelamente, están abiertas las puertas para un dialogo, en absolutamente todos los temas", insistió García.

La autoridad boliviana reiteró que pretende abrir un agenda en la que se abarquen temas como el desarrollo fronterizo, comercio, cooperación en lucha antidrogas, salud y educación, discutidos por las vicecancillerías, dado que ambas naciones carecen de relaciones diplomáticas desde 1978.

"Nuestra posición es muy clara: siempre abiertos al diálogo, pero la demanda va, la demanda no es contradictoria al diálogo, la demanda no va a contracorriente del dialogo, dialogamos con todo el mundo, dialogamos con el hermano país de Chile y lo haremos", recalcó el vicepresidente boliviano.

La presidenta de Chile Michelle Bachelet ratificó a su par Evo Morales que retomarían la agenda bilateral propuesta en 2006, durante su primer mandato, pues fue congelada unilateralmente en 2010 por el exmandatario Sebastián Piñera, cuando debía proponer una solución "concreta, útil y factible al centenario reclamo”.

El pasado 12 de marzo, el presidente Morales reiteró lo dicho por García al asegurar que el diálogo irá paralelo a la demanda, pues un aspecto no influye en el otro. “En vez de esperar los fallos, se deben dar soluciones en el marco de la soberanía”, dijo en rueda de prensa.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.