• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Jorge Capitanich, jefe del Gabinete argentino, asegura que  su país tiene recursos para afrontar futuros escenarios económicos (Foto: EFE)

Jorge Capitanich, jefe del Gabinete argentino, asegura que su país tiene recursos para afrontar futuros escenarios económicos (Foto: EFE) | Foto: EFE

Publicado 19 septiembre 2014

Diversos representantes del Gobierno argentino afirman que restricciones de la American Airlines (AA) son para atacar la credibilidad de su país y forman parte de un plan de ataque de los fondos buitre.

El jefe de Gabinete argentino, Jorge Capitanich, aseguró este viernes que la decisión de la aerolínea estadounidense American Airlines (AA) de restringir la venta de boletos por 90 días forma parte de ataques sistemáticos, de grupos que representan a los fondos buitre, contra la credibilidad de Argentina.

"No cabe duda que lo de American Airlines se trata de una acción coordinada de desgaste hacia la credibilidad en la República Argentina. Es necesario observar la multiplicidad de intereses existentes en los ataques sistemáticos contra la confianza y credibilidad argentina”, dijo Capitanich.

Las declaraciones de Capitanich fueron corroboradas por el ministro de Economía de Argentina, Axel Kicillof, quien denunció este viernes un plan desestabilizador por parte de los fondos buitre para impedir la reestructuración de la deuda soberana y atacar a la presidenta Cristina Fernández.

Por su parte, el presidente de Aerolíneas Argentinas, Mariano Recalde, aseveró que la decisión de la aerolínea estadounidense “no es razonable desde el punto de vista económico o financiero”, pero sí es “coherente con el programa de acción de los fondos buitre”.

Ataque contra el peso argentino

Este jueves, la presidenta de Argentina, Cristina Fernández, alegó que la aerolínea estadounidense se propone atacar el peso argentino y asustar a la población. En su cuenta de Twitter, Fernández publicó el comunicado del Banco Central de Argentina, donde se desmiente que haya “restricciones normativas ni de pagos para que las empresas que operan en el país giren al exterior las divisas por las ventas de pasajes efectuados a residentes en el país”.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.