• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
"Desde ya soñamos una abrazo que le podamos dar al compañero López Rivera", expresó el mandatario venezolano.

"Desde ya soñamos una abrazo que le podamos dar al compañero López Rivera", expresó el mandatario venezolano. | Foto: AVN

Publicado 17 enero 2017



Nicolás Maduro agradeció a los movimientos sociales que se unieron para exigir el indulto a Oscar López Rivera.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, celebró este martes ela conmutación de la pena que el mandatario saliente de Estados Unidos, Barack Obama, otorgó al independentista puertorriqueño Oscar López Rivera, preso desde hace 36 años y que saldrá libre en mayo.

"Me estremece esta noticia, me alegra de verdad, así como somos críticos del presidente Obama, hemos tenido polémicas duras con él, pero tenemos que darle las gracias a los movimientos sociales del mundo que nos sumamos y nos unimos en petición para que el mandatario Obama concediera y como ha concedido el día de hoy (martes) el indulto a nuestro hermano independentista puertoriqeño Oscar López Rivera. Gracias Obama. Desde ya soñamos una abrazo que le podamos dar al compañero López Rivera", dijo el presidente Maduro, durante primer Consejo de Seguridad del año, en el Palacio de Miraflores.

El presidente saliente de EE.UU., Barack Obama, indultó a 209 presos, entre ellos, López Rivera y conmutó su condena a prisión, que expirará el próximo 17 de mayo, según una fuente de la Casa Blanca, consultada por la agencia EFE. 

López Rivera, nacido en 1943 en Puerto Rico, es un líder independentista de su país natal. En 1976 se integró a la lucha clandestina en favor de la independencia de Puerto Rico como miembro de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional. En 1981 fue capturado por el Buró Federal de Investigaciones (FBI) acusado de "conspiración" y por su militancia en las FALN.

Al momento de su captura, reclamó para sí la condición de "Prisionero de Guerra", amparado en el protocolo primero de la convención de ginebra de 1949.  El protocolo de ginebra ampara a Oscar López por ser una persona detenida en conflicto y lucha contra la ocupación colonial.

EE.UU. no reconoció la exigencia de López Rivera y lo condenó a 55 años de prisión, tras un supuesto intento de fuga, la sentencia aumentó a 70 años de cárcel, 12 de los cuales los purgó ya en aislamiento total.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.