• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • En 2015, la petrolera Pacific, le pidió al ministerio del Trabajo de Colombia la autorización para despedir a tres mil 200 trabajadores.
    En Profundidad

    En 2015, la petrolera Pacific, le pidió al ministerio del Trabajo de Colombia la autorización para despedir a tres mil 200 trabajadores.

Conozca cómo las multinacionales en diversos sectores de la economía enfrentan la caída de los precios de petróleo con despidos masivos.

La caída en los precios del barril de petróleo ha desatado una ola de despidos masivos, principalmente en las multinacionales estadounidenses. Según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), se prevé que alrededor de 11 millones de personas en todo el mundo queden desempleadas por la crisis petrolera.

Aunque países como Venezuela y los otros miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) son los que llevan la bandera en el impulso de iniciativas globales para estabilizar los precios del crudo, la crisis deja a su paso afectados en todo el mundo.

La actual crisis petrolera, igual que la primera registrada en 1973, ha producido aumento de la inflación, turbulencia económica y tensiones sociales en diversos países. Durante esa primera crisis, las organizaciones usaron su poder para proteger los ingresos reales de sus miembros, que resulta una réplica de la situación actual: se quiebran los más necesitados y se mantienen intactas las altas cúpulas del poder.

El ingeniero y experto en temas petroleros, Miguel Ángel Jaimes, aseguró en una entrevista exclusiva para el sitio web de teleSUR que este año los trabajadores corren el riesgo de quedar sin empleo en las grandes industrias de la región latinoamericana: la estatal YPF en Argentina; Ecopetrol en Colombia, y Petrobras en Brasil.

Precisó que la única estatal petrolera que no ha anunciado despidos masivos es Petróleos de Venezuela (PDVSA), que pese a la coyuntura económica que atraviesa ese país suramericano, la empresa declaró en su último cierre un patrimonio superior a 137 mil millones de dólares en activos.

De los 14 motores de la economía venezolana, reactivados por el Gobierno del presidente Nicolás Maduro, Jaimes destacó la potenciación del sector petrolero, petroquímico y minero por su capacidad de impulsar la productividad del país desde sus recursos base.

Jaimes analizó el hecho de que como hay estragos en la baja de los precios del crudo, las multinacionales eliminarán los puestos de trabajo de miles de personas en el mundo.

El politólogo determinó que la estrategia de las potencias mundiales es quebrar la economía porque buscan que pequeñas empresas estén sumidas al tutelaje de las grandes empresas.

Ante ese panorama, explicó que el futuro del estudio de la industria petrolera quedará reducido. El profesor explicó el panorama económico de los trabajadores de países OPEP y no OPEP. Mira la entrevista completa:

La crisis no sólo afecta a América Latina, también arropa a la clase media europea. Un informe de la OIT indica que la crisis petrolera y económica ha acarreado una reducción de la clase media en Europa, en contraste con el crecimiento de 1980 y 1990. 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.