• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Freedom two is overdue
Publicado 2 septiembre 2016
Resulta evidente, que un posible plan Freedom-3 ya esté en marcha. Dicho plan seguramente tendrá como objetivo derribar al Presidente  Nicolás  Maduro Moros de la Presidencia de Venezuela, antes de las elecciones presidenciales en los Estados   Unidos.

La fecha fijada en el plan emitido por el Comando Sur llamado Freedom 2 (two,dos) ha sido sobrepasada, es decir, el plan "Freedom Two is Overdue".

Perdónenme el inglesismo pero, a la administración Obama y al establishment en los EE.UU., que si entienden el inglés, no debe causarles gracia el título de estas reflexiones.

Como todos recordamos, el plan Freedom-1, fue el diseñado y escrito por el Comando Sur, para hacer que la oposición venezolana ganara las elecciones a la Asamblea Nacional el pasado año. Dicho plan tuvo un éxito mayor del esperado, toda vez, que la derecha venezolana pensaba lograr una mayoría simple, alcanzando casi una mayoría calificada en dicho cuerpo legislativo venezolano.

Con esto pensaban que desde allí, transformarían los demás Poderes Constitucionales en Venezuela y ajustarían el escenario para consumar un golpe de Estado previsto en contra del Presidente Nicolás Maduro Moros, lo cual, les permitiría imponer el neoliberalismo en Venezuela, luego de derogar o modificar el texto Constitucional venezolano, a imagen del 11A2002.

El estrangulamiento del aparato económico venezolano, fue parte de dicho plan tal como con cierta declaración anunció el Gral. John Kelly, ex-director del Comando Sur por CNN a finales del año pasado. Esta operación se realizó con la ayuda de sectores de la oligarquía económica venezolana, junto a operaciones orquestadas mas allá de las fronteras del país, donde participaron sectores de la vecina Colombia, los grupos de Miami y la derecha espalola. Para esto, echaron mano de una inmensa presión psicológica hecha por los medios ibero-americanos y mundiales, en contra del Gobierno de Venezuela.

Luego, a inicios de 2016, el Comando Sur inicia el plan Freedom-2, justo antes de que el Almirante Kurt Tidd tomara el cargo de director de ese organismo colonizador. Este plan estaba destinado a derrocar al Presidente Venezolano en un   periodo   no   mayor   a   seis   meses, tal como lo anunció el inefable y circunstancial presidente de la Asamblea Nacional Venezolana, Henry Ramos Allup a inicios de año. En el texto de dicho plan se indica con cierta acentuación, las operaciones destinadas a este fin, en los meses de Julio y Agosto del corriente.

La  descalificación  del  sistema  constitucional, democrático y participativo venezolano,  usando  diferentes  medios  de  información,  locales  e internacionales, junto a la actuación de Luis Almagro desde la OEA para lograr una ntervención internacional en Venezuela, el desabastecimiento inducido, la guerra psicológica desarrollada no solo a través de los medios convencionales de información, locales e internacionales, sino, a través de campañas mediante twitter y el resto de las redes sociales, para sembrar la desesperanza de los y las venezolanos(as), el bloqueo económico y financiero de Venezuela, y el apoyo a los corruptos escapados de la Justicia Venezolana, han formado parte de las tácticas empleadas para derribar el actual gobierno de Venezuela.

No debemos pasar por alto en este recuento que, el triunfo del neoliberal Macri en Argentina y el "impeachment" y golpe de Estado parlamentario, que se ha producido en Brasil recientemente, en contra de la legítima Presidenta de esa nación,   la   Econ.   Dilma   Rousseff,   también   forman   parte   de   los   planes continentales de la Administración Obama, como "premio de consolación" de este mandatario, a su inútil gestión internacional por un mundo de paz, que solo ha logrado por ejemplo, para los pueblos de Libia y Siria, “la paz de los sepulcros”.

La persecución judicial desatada en contra de dirigentes populares asociados al gobierno saliente y el acoso desatado en contra de la Ex-Presidenta Cristina Fernández de Kirchner,  también forman parte de las acciones de la derecha latinoamericana (argentina en este caso) y el imperio estadounidense, realizan para desarticular lo que el Comandante Eterno Hugo Chávez llamara, el eje Caracas – Brasilia – Buenos Aires. De allí que estas y otras acciones han sido llamadas, el “nuevo Plan Condor” para la región.

Detrás de todo, esto se encuentra el deseo perenne de reconquistar los espacios perdidos por los EE.UU.,  en el control de lo que ellos consideran su "patio   trasero", plan que  tiene como objetivos principales, controlar las inmensas reservas de minerales estratégicos y biodiversidad, existentes en la región suramericana y golpear severamente, la integración Latinoamericana.

Para lograr estos objetivos, han echado mano de sus "socios menores" en el área Latinoamericana, es decir, las oligarquías económicas nacionales de cada uno los  países,  subordinadas  históricamente  a sus  designios, desarrollado astutamente,   una agenda propia para cada país, dependiendo del ordenamiento legal de cada Estado.

Y no solo las oligarquías regionales forman parte de sus asociados; la lista también incluye paramilitares, delincuentes y corruptos de todo tipo; corruptos como los que se encuentran en los órganos legislativos brasileños; o personas de baja calaña como los asesinos del vice-ministro Boliviano recientemente torturado y muerto en Bolivia, así como, la delincuencia paramilitarizada y organizada   en   Venezuela, quienes han asesinado diversos cuadros del movimiento revolucionario venezolano, así como, miembros de Fuerza Armada Nacional Bolivariana.

Todos estos "recursos" forman parte de las actuales armas que el imperio de los EE.UU., en su rol de agente de la "corporatocracia mundial", utiliza para lograr el control de la región  mas  rica del mundo en  recursos naturales estratégicos y particularmente, para reconquistar a Venezuela, la cual, definen algunos analistas como la "bala de plata" o la "joya de la corona", debido a su cercanía a las fronteras estadounidenses, lo inmenso de sus recursos naturales y sobre todo y añadimos,   por ser la Patria de Simón Bolívar, principal adversario de la Doctrina Monroe en América y por ser la patria chica  el Comandante Eterno Hugo Chávez, impulsor insigne de la Integración Suramericana y quien junto a Nestor Kirchner, derrotó el ALCA en Mar del Plata, Argentina en 2005, por decir solo un hecho.

Resulta evidente, que un posible plan Freedom-3 ya esté en marcha. Dicho plan seguramente tendrá como objetivo derribar al Presidente  Nicolás  Maduro Moros de la Presidencia de Venezuela, antes de las elecciones presidenciales en los Estados   Unidos, mismas donde se disputan la presidencia dos candidatos, fatales ambos, Donald Trump y Hilary Clinton, para los intereses de los pueblos de la Nuestra América.

Dicho plan Freedom-3, luego del revés sufrido el 1Sep16 en la llamada "toma de Caracas" por parte de la oposición venezolana, de seguro acentuará e intensificará las acciones para lograr el objetivo antes descrito, es decir, poner un gobierno en Venezuela bajo el control político de los EE.UU., antes de finalizar la presidencia del nefasto Obama.

El pueblo venezolano y el pueblo latinoamericano en general, posee un inmenso reto a fin de preservar la paz en la región, la soberanía sobre nuestros recursos naturales, y sobre todo, para ejercer nuestra voluntad política - es decir, la de nuestros pueblos - en una región que por derecho nos pertenece.

La lucha será intensa, la amenaza es colosal, pero, juntas y juntos, todas las fuerzas   progresistas de la América Latina,   seguro saldremos adelante y victoriosos, en las múltiples batallas planteadas en esta nueva guerra de independencia política. Ahora mas que nunca, las palabras del Comandante Hugo Chávez, deben guiar las acciones de los pueblos: Unidad, Lucha, Batalla y Victoria.

¡ Viviremos y venceremos !


teleSUR no se hace responsable de las opiniones emitidas en esta sección

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.