• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
La Acnur ha expresado su preocupación por la seguridad de más de 96.000 eritreos refugiados, afectados por el conflicto.

La Acnur ha expresado su preocupación por la seguridad de más de 96.000 eritreos refugiados, afectados por el conflicto. | Foto: EFE

Publicado 24 noviembre 2020


Blogs



Los conflictos étnicos y religiosos han generado niveles de violencia alarmantes en los últimos años, según la ONU.

Este martes el Frente de Liberación Popular de Tigray (FLPT) anunció que muchos de sus combatientes aceptaron el ultimátum del Gobierno de Etiopía para la rendición.

LEA TAMBIÉN:

Comisión etíope de DD.HH. denuncia masacre en Tigray

El pasado 21 de noviembre el primer ministro de Etiopía, Abiy Ahmed Ali, hizo un llamado a la capitulación pacífica al Frente de Liberación Popular de Tigray (FLPT), a través de su cuenta oficial en Twitter.

En el anuncio expresó que “la seguridad y el bienestar general de la gente de Tigray es de suma importancia para el Gobierno federal y haremos todo lo que sea necesario para garantizar que prevalezca la estabilidad en la región de Tigray y que nuestros ciudadanos estén libres de daños y necesidades”.

El conflicto entre Tigray y Etiopía tiene raíces profundas, sin embargo, la lucha por el poder es la que predomina. A su vez los conflictos étnicos y religiosos han generado niveles de violencia alarmantes en los últimos años, afirmó la asesora interina de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Pramila Patten, el pasado 13 de noviembre.

La Oficina de la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos señaló ese mismo día que han llegado reportes con detalles de asesinatos masivos en el poblado de Mai-Kadra en el poblado de Tigray y advirtió sobre el peligro que refiere pues podría volverse incontrolable.

Por otra parte, la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur)  ha expresado su preocupación por la seguridad de más de 96.000 eritreos refugiados, afectados por el conflicto.

Estas personas viven en campamentos, comunidades o en los países vecinos que los acogen, como Sudán. Las estadísticas refieren a más de 4.000 personas las que cruzan las fronteras en un día.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.