• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
En enero, Bolsonaro firmó otro decreto que flexibilizaba las normas para la tenencia de armas, eliminando para todos los ciudadanos la obligatoriedad de demostrar la necesidad de contar con un arma.

En enero, Bolsonaro firmó otro decreto que flexibilizaba las normas para la tenencia de armas, eliminando para todos los ciudadanos la obligatoriedad de demostrar la necesidad de contar con un arma. | Foto: Reuters

Publicado 8 mayo 2019

Desde ahora, basta con ser mayor de 25 años, no tener antecedentes penales y presentar un certificado de aptitud psicológica para portar un arma en Brasil. 

El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, firmó un decreto que fue publicado en el Diario Oficial de la Unión, que amplía considerablemente el porte de armas para 20 profesiones, entre los que están políticos electos, abogados y periodistas.

LEA TAMBIÉN:
Gobierno de México indica que robo de combustible disminuyó en 95%

Según consta en el decreto 9.785 del Diario Oficial, a partir de ahora podrán portar un arma "políticos electos, abogados que ejerzan de oficiales de Justicia y profesionales de la prensa que actúen en coberturas policiales", entre otras categorías profesionales.

El Gobierno de también permitirá que circulen armados los dirigentes de clubes de tiro, propietarios de tiendas que vendan armas, residentes en áreas rurales, agentes de tráfico, transportistas, trabajadores de empresas de seguridad privada y trabajadores de empresas de transporte de valores.

Para estas y otras profesiones, el Gobierno brasileño elimina el requisito que estaba en vigor desde el Estatuto del Desarme de 2003 que exigía que los interesados en usar un arma demostrasen ante la Policía Federal la necesidad de contar con esa protección.

Desde ahora, basta con ser mayor de 25 años, no tener antecedentes penales y presentar un certificado de aptitud psicológica. El porte de armas da derecho a las personas a circular armadas por la calle, al contrario que la tenencia, que sólo permite tener un arma en una propiedad privada (residencial, rural o comercial).

De acuerdo al ministro de la Casa Civil, Onyx Lorenzoni, la norma abarca "toda la extensión del área particular del inmueble" en que vive el titular del registro de arma, incluso en el caso de propiedad rural.

En enero, Bolsonaro firmó otro decreto que flexibilizaba las normas para la tenencia de armas, eliminando para todos los ciudadanos la obligatoriedad de demostrar la necesidad de contar con un arma, entre otros cambios.

Con esta nueva medida el 7 de mayo, el presidente de Brasil dijo que fue hasta "el límite de la ley" y mostró su satisfacción ante una nutrida representación de parlamentarios de la llamada "bancada de la bala", que representan los intereses de la industria armamentística.

Bolsonaro también ha mostrado su intención de facilitar la importación de armas y la instalación en Brasil de fabricantes de armas extranjeros, así como de facilitar el porte de armas (y no solo la tenencia) para cualquier ciudadano.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.