• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Una multitud marchó hasta la Plaza de Mayo, en Buenos Aires.

Una multitud marchó hasta la Plaza de Mayo, en Buenos Aires. | Foto: EFE

Publicado 24 marzo 2019 (Hace 20 horas 24 minutos)

La multitudinaria movilización por los DD.HH. en Argentina ha venido siendo en los últimos años un escenario para denunciar también las injusticias del actual Gobierno derechista.

A 43 años del golpe de Estado en Argentina, que dio inicio a la última dictadura cívico militar, este domingo 24 de marzo movimientos sociales, organizaciones de derechos humanos y partidos políticos realizaron una multitudinaria marcha para conmemorar el Día de la Memoria, la Verdad y la Justicia.

LEA TAMBIÉN:

Argentina conmemora 43 años de la última dictadura cívico militar

En la emblemática Plaza de Mayo de Buenos Aires, ciudadanos, familiares y víctimas de la dictadura alzaron su voz con la consigna "¡Nunca más! Memoria, Verdad y Justicia", al tiempo que hicieron fuertes señalamientos al Gobierno de Mauricio Macri y exigieron a la Corte Suprema celeridad en el avance de los juicios de lesa humanidad.

"Nos manifestamos contra el avasallamiento que el Gobierno de Macri genera todos los días: despidos masivos, la miseria planificada, la entrega del país a los buitres, la persecución de los pueblos originarios; la persecución a militantes; las presas y presos políticos; la grave injerencia del Gobierno sobre el Poder Judicial; retrocesos en Memoria, Verdad y Justicia, la violencia institucional, la represión a la protesta social, la censura a la prensa, el negacionismo", denunció el documento final leído por los organismos de derechos humanos.

La presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela Carlotto, se refirió a los nietos apropiados durante la dictadura que ese organismo aún busca para restituirles su identidad. "Siguen faltando alrededor de 300 hombres y mujeres que están entre nosotros: son trabajadores, padres, madres, compañeros de oficina, de oficio; vecinos, maestros y profesores de nuestros hijos e hijas; empleados, profesionales, están entre nosotros, como sus familias, que los buscamos desde hace más de cuatro décadas", recordó.

"En 2018 sólo logramos resolver un caso. Los discursos que impulsan el olvido y justifican los delitos de lesa humanidad no generan un clima propicio para quienes aún tienen pendiente indagar sobre su identidad (...) es importante que el futuro nunca pierda de vista el pasado", alertó Carlotto.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.