• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El informe de la UNODC de este 2017 indicó que la poca oferta laboral en Afganistán motivó a muchos agricultores a  expandir el cultivo de opio de amapola.

El informe de la UNODC de este 2017 indicó que la poca oferta laboral en Afganistán motivó a muchos agricultores a expandir el cultivo de opio de amapola. | Foto: ONU

Publicado 16 noviembre 2017

La oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) informó que la producción del opio aumentó un 87 por ciento en comparación a las cifras del año 2016 en Afganistán.

La producción del cultivo de opio fue de 9.000 toneladas métricas solo en el 2017, lo que refleja el  aumento gradual en un  87 por ciento en comparación a las cifras registradas en el 2016, según datos de un nuevo estudio de la oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC).

Las zonas de Afganistán que concentraron un mayor crecimiento de producción de opio fueron la región meridional y la nororiental, las zonas dedicadas al cultivo de amapola (planta que produce el opio y la heroína), aumentó hasta 328.000 hectáreas, es decir un 63% más de tierra cultivada que el año pasado, según el Ministerio afgano de Lucha contra los Estupefacientes y la UNODC.

El director ejecutivo de la UNODC, Yuri Fedotov, instó al gobierno afgano y  la comunidad internacional a cumplir con responsabilidad conjuntamente este problema que afecta a la comunidad mundial.

El aumento del cultivo se produjo fundamentalmente en las áreas dedicadas a la producción de amapola y en menor medida, a un crecimiento de la elaboración de opio por hectárea. 

Causas del aumento de la producción

Las diferentes medida para controlar o evitar el cultivo, son complejas de aplicar por diferentes factores geográficos, además de la difícil tarea de controlar la decisión de un agricultor, con respecto a la siembra o no, de la llamada "adormidera".

Lo que es muy difícil debido a que los agricultores, tienen pocas oportunidades laborales, poco acceso la educación, economía estable y servicios de financiamiento, lo que contribuye que los agricultores no sólo siembren el opio, sino que también empleen a quienes les  pagan una mano de obra muy barata. 

Los desafíos están relacionados al estado de derecho, la inestabilidad política y falta de control del gobierno con respecto a la seguridad y corrupción de aquellos grupos que fomentan el cultivo del analgésico con fines ilícitos.


>> ONU: 10 civiles mueren en Afganistán tras bombardeo de la OTAN


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.