• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
19 personas resultaron heridas en el ataque

19 personas resultaron heridas en el ataque | Foto: EFE

Publicado 17 agosto 2015

La provincia de Punyab fue el escenario del ataque, donde falleció el ministro del Interior local, quien ya había recibido amenazas de muerte. 

La cifra de muertos por el ataque suicida ocurrido este sábado en el norte Pakistán se elevó a 20 mientras siguen las operaciones de rescate en el lugar de los hechos, informaron autoridades locales.

Una de las víctimas mortales del atentado, ocurrido en el edificio residencial del ministro del Interior de la provincia de Punyab, fue el titular de esa cartera, Shuja Janzada, quien ya había recibido amenazas de muerte. 

Lea también: Denuncian la violación de cientos de niños en Pakistán

La explosión se produjo mientras se llevaba a cabo una reunión con la población en la localidad de Shadi Jan.

"El informe inicial presentado ante las autoridades competentes era altamente confidencial. Todas las noticias sobre el informe son sólo rumores", aseveró Deeba Shahnaz, portavoz del Servicio de Rescate de Punyab, al rechazar informaciones publicadas hoy por medios locales que apuntan a una supuesta venganza del grupo insurgente Lashkar-e-Jhangvi (LeJ).

La explosión provocó el derrumbe del techo y de parte del edificio, lo que dejó a un número indeterminado de personas atrapadas bajo los escombros, entre ellos al político, cuyo cuerpo fue recuperado más tarde.

Lea también:  Lluvias en Pakistán dejan 170 muertos y más de un millón de afectados

Janzada, que ocupaba el cargo desde octubre de 2014 en la provincia más grande y más rica de Pakistán y feudo del primer ministro Nawaz Sharif, había informado recientemente de la movilización de grupos insurgentes en su provincia y que recibía amenazas.

Este fue uno de los ataques de mayor calado político desde el ocurrido a medidos de diciembre en una escuela del noroeste del país, en el que fallecieron 151 personas.

En contexto: 

Desde su creación en 1986, Lashkar-e-Jhangvi se ha adjudicado varios de los ataques más mortíferos contra la comunidad chiíta pakistaní, integrada por el 20 por ciento de los 190 millones de habitantes del país.
En febrero de 2015 fueron responsables del ataque a la comunidad de Hazara, donde murieron 28 personas.  
El ministro Shuja Janzada fue blanco de amenazas por parte de grupos insurgentes, según dijo el titular de Asuntos Parlamentarios, Sheikh Aftab Ahmed.
El político, que ocupaba el cargo desde octubre de 2014, estaba al cargo de las operaciones contra los grupos extremistas en la provincia del Punyab.
Pakistán lanzó el pasado junio una ofensiva militar contra los grupos insurgentes en Waziristán del Norte, tradicional bastión talibán, que ha causado la muerte de más de dos mil 700 extremistas. 

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.