• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • Los agricultores libaneses utilizan para regar el agua de los ríos y de la lluvia. (Foto: wordpress.com)

    Los agricultores libaneses utilizan para regar el agua de los ríos y de la lluvia. (Foto: wordpress.com)

Publicado 9 mayo 2014

Líbano corre el riesgo de vivir una fuerte sequía, calificada como la peor desde hace más de 80 años, que podría desencadenar este verano una escasez de agua dramática.

Según el Servicio de Meteorología libanés, el nivel de precipitaciones de los pasados meses de agosto y septiembre ha sido de tan sólo 431 mm, contra los 905,8 mm de un año antes, y un promedio general de 812 mm para este periodo.

Hay que remontarse a 1932 para encontrar un año todavía más seco, explicó Hadi Jaafar, del departamento de Ingeniería de Irrigación y de Gestión del Agua de la Universidad americana de Beirut (capital).  "Y si relacionamos la cantidad de precipitaciones con el número de habitantes, la temporada actual es la peor, dado que hace 82 años había la mitad de población", añadió.

En Líbano, los agricultores utilizan para regar el agua de los ríos y de la lluvia. Pero este año el otoño y el invierno han sido demasiado clementes para poder llenar los depósitos. "Vamos a bombear las aguas freáticas, pero si el año que viene vuelve a haber sequía, sólo quedará el 5 por ciento de estas aguas", lamentó Jaled al Kaabi, quien riega sus campos de avena un mes antes de lo previsto.

La demanda de agua en Líbano es de mil 800 millones de metros cúbicos por año. En este 2014 procederá sobre todo de las capas freáticas.

Líbano es el país con el mayor número de habitantes por tierras cultivables de todos los países árabes, pero la agricultura sólo utiliza el 12 por ciento de la mano de obra y contribuye en un escaso 11,7 por ciento al Producto Interno Bruto (PIB), muy por detrás de los servicios y la industria.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.